Capítulo 4 – Un nuevo comienzo


Parte 1

Al principio la vida en esta aldea no fue nada fácil, debido a las diferencias culturares, sentido común y sobre todo en las capacidades físicas entre ellos y yo me fue difícil acostumbrarme.

La comida y vivienda no son gratis no importa en qué lugar estés.

Los trabajos que me fueron dados para compensar mis gastos fueron una sobrecarga para mi limitado físico humano. Cosas que ellos podían hacer en cuestión de minutos, yo me tardaba entre 5 a 10 veces más tiempo, si es que no más.

Cosas relacionadas al cultivo de vegetales y otras plantaciones, además el reconocer y recolectar de frutos silvestres también estaba fuera de mi área de experticia.

Había visto a Les Stroud en Discovery, pero dudaba– mejor dicho, no recordaba muchas de sus enseñanzas para cuando comencé mi nueva vida en este lugar.

Careciendo de las comodidades a las que uno está acostumbrado, solo hizo que todo sea más difícil para mí. La ducha o tina para asear el cuerpo y un inodoro moderno para las necesidades sanitarias humanas es otro ejemplo.

El miedo a las posibles y desconocidas enfermedades (para mí) que este mundo debe poseer.

Las historias sobre personas que viajan a otros mundos nunca enfatizan, o mejor dicho, ignoran este hecho importante. Yo, como estudiante de medicina, no iba cometer tal error. Temía que mi cuerpo sucumba ante alguna de esas desconocidas enfermedades.

Morir de forma horrible sin saber que estoy padeciendo, y sin recibir la ayuda correspondiente de parte de la gente de esta aldea sólo aumentaba más el terror en mi mente.

La diferencia cultural que había entre este mundo y el mío –vuelvo a repetir–  era un obstáculo a superar.

La diferencia tecnológica. La bendita tecnología.

Principalmente extrañaba internet y un sinfín de más cosas.

Todo a lo que estaba acostumbrado me fue arrebatado al llegar a este mundo.

“¿Cómo puedo sobrevivir?” Ese era mi principal pensamiento cada minuto del día.

Tenía miedo, mucho miedo. Sin importar cuánto y cómo intentara aparentar que todo estaba bien delante de ellos, el miedo siempre estaba presente en todo mí ser.

“¡Tengo que demostrar mi valía! ¡Tengo que demostrar que soy útil sin importar qué! Si cometo un error seré desechado a mi suerte en este extraño mundo.”

Ese tipo de pensamientos negativos inundaban mi mente en mis primeros días de haber llegado a este mundo–… a esta aldea.

Poco a poco. Lentamente……



Hay una frase que muchas personas dicen en este tipo de situaciones, “Siempre veras la luz al final del túnel”.

A pesar de que entiendo el concepto tras esa frase y saber cuándo aplicarla, es muy distinto a simplemente decirlo para uno o bien para otros y después experimentarlo.

……En medio de toda esa oscuridad había alguien… una persona…

La persona que se convirtió en mi luz desde que llegué a este mundo.

La persona que se convirtió en mi luz sonriéndome todos los días.

La persona que se convirtió en mi luz ayudándome cuando no podía hacer algo.

La persona que se convirtió en mi luz cuando quise rendirme.

La persona que se convirtió en mi luz… al darme cuenta... que me enamoré de ella.

Ella–…… Kuo se convirtió en mi luz.

Fue Kuo quien me permitió seguir intentando… una vez más… cada día… en este nuevo y desconocido mundo para mí.

Y ahora Kuo tiene que sacrificarse bajo amenazas para que ese tipo asqueroso no acabe destruyendo esta pacífica aldea. Todo por una insana obsesión que tiene con ella durante años.


Eso era algo que no iba a permitir.

Mejor dicho, eso es algo que no puedo permitir.

Para retribuir el cuidado que esta aldea y en especial ella me dio… vendería mi alma hasta al mismo diablo con tal de cumplir mi objetivo.

Si he de condenarme y quemarme en el fuego eterno es algo que puedo aceptar siempre y cuando pueda recuperar su sonrisa.


Es irónico… muy irónico………


Parte 2


Una habitación ligeramente iluminada por unos extraños cristales.

Una habitación ostentosa repleta de muebles y demás artículos de lujo digna de una persona pudiente o mejor dicho un alto noble o alguien de la realeza.
Al menos así debería ser, pero gran parte de estos muebles y artículos finos se encuentran arruinados o bien destruidos.

Tendido en el suelo se encuentra un hombre.

El hombre tendido en el suelo antes tenía un rostro que podía considerarse hermoso, ahora ese rostro se encuentra desfigurado por fuertes y contundentes golpes.

Él… es el hijo del fallecido Conde Flaín Montbray –dueño de estas tierras–, Vazul Montbray.

Sin embargo, su cuerpo yace inmóvil frente a mí… Ahora es sólo un mero cuerpo sin vida. Un cadáver.
Su cuerpo está cubierto de varias heridas y moretones… Aunque yo tampoco soy la excepción.

Realmente fuiste una escoria en vida. Muerto te ves más humano.

He matado a una persona, sin embargo, no me siento incómodo.

Me siento bastante tranquilo al igual que mi mente. Ni un poco inquieto.


Si en éste mundo existe algo como el infierno, ojala sufras en retribución todo el daño, dolor y tristeza que causaste. Que pagues por cada lágrima que ella derramó.

La naturalidad con la que dije eso era como si de respirar se tratase.

Sentí que una parte de mi humanidad había muerto en tan sólo un día.

Quizás este es mi verdadero ser.
…No importa, me preocuparé por ello después. Ahora, es momento de que vuelvas a casa… Kuo.



Parte 3

La ciudad de Silva, una de las ciudades más importantes (según Ursa y Meyer) del suroeste del Reino de Rachel.
Cuenta con un total de 15.000 habitantes registrados, obviamente excluyendo de esa cifra a los aventureros, visitantes temporales (¡no me digas!) y demás comerciantes.
Si todos ellos fueran a ser contados sin duda superarían esa cifra; aunque nada más llegarían cerca de los 20.000.
Una ciudad pequeña, de al menos 20km o 25km cuadrados. Incluso en comparación con las de mi mundo apenas posee el tamaño de la capital de una ciudad.
Aunque es más un error de mío el comparar sus tamaños.
El espacio geográfico que ocupa una ciudad moderna es enorme.
Es como comparar el tamaño de una ciudad moderna del siglo XXI a una del siglo XVIII a XIX.

Según el mapa que tengo, la ciudad tiene una forma trapezoidal… creo (?), pero en lugar de que sus bordes sean rectos tienen una curvatura.
Al menos esa impresión me da. Pero si soy sincero parece el intento de un niño tratando de hacer un círculo, el cual le salió mal.

Debido a su ubicación geográfica y sus vastas tierras fértiles lo vuelve un excelente sitio para vivir; también porque un importante pueblo pesquero se encuentra a medio día de viaje de él, lo que aumenta el nivel de comercio. Y no sólo eso, cerca de esa ciudad a un 1 día de viaje en carreta se encuentra una mina de la cual extraen metales preciosos.
En otras palabras es una ciudad que goza de la minería, agricultura y pesca.

Es natural que esta ciudad goce de un buen afluente de comerciantes y demás visitantes. Y en esta ciudad vive la persona la que debo matar.

Ahora mismo me encuentro dentro de la ciudad, en el sector oeste para ser más exacto.
Sus calles están bastante ordenadas. La mayoría de las calles están pavimentadas; increíblemente posee veredas de madera elevadas 10cm sobre el pavimento. De este modo, separan el camino para carretas y carruajes del paso para los transeúntes.
La ciudad está bastante animada con gente yendo de aquí para allá. Puestos de comida se alinean por lo que es el distrito comercial.
Diferentes tiendas se avistan donde venden todo tipo de artículos para el hogar y el hombre común, o al menos esa impresión me da.
He de admitir que si la situación fuese otra me perdería por ahí haciendo turismo.

O, y por si se están preguntando, el ingresar a esta ciudad fue sencillo… bah, casi.
A pesar de que hubo varios chequeos que llevaron su tiempo me tomaron como un simple viajero. O al menos así debió ser…
Tuve unos ligeros problemas con uno de los guardias por nimiedades en base a mis cosas y mi identidad, pero lo solucioné de la forma más común y que todo “guardia de seguridad” (*cof* policía *cof*)” sin importar la época (o mundo) aceptará… El Señor Billetin… … …Don Soborno.

Meyer y Ursa me dieron 5 monedas de plata (bastante dinero) para alguna emergencia.
Utilicé las 5 en el guardia, gracias a eso él ignoró todo y me dejó pasar tranquilamente. Después de todo es el salario de medio mes de una persona. Pero en vista de cómo reaccionó el guardia parece que es mucho más que sólo medio mes de sueldo.
Decidí ignorarlo.
Lo bueno es que es sigue siendo fácil corromper a las autoridades.

Ni bien terminó el chequeo y “pagué” la cuota de entrada, me dio una tarjeta con un extraño sello. Él me dijo que serviría como identificación, así que lo acepté y proseguí mi camino.



Reviso mi celular. Son las 12:50 pm. Llegué a las afueras de la ciudad alrededor de las 12:10 pm.

Perdí 20 minutos más del tiempo estimado en esa revisión.

Aunque esta “ciudad” es pequeña comparada a las de mi mundo. Sigue siendo bastante extensa a su propio modo.

Ya que acá no hay autobuses o siquiera bicicletas para poder movilizarme rápido, el tiempo es crucial.

Ese hijo de puta debe estar por arribar a la ciudad en unas horas, si no tengo todo listo para ese momento… el porcentaje salvar a Kuo se reducirá enormemente. Y si eso llegase a suceder… quien sabe qué clase de locuras cometería.

Me dirijo hacia el clásico gremio de aventureros que hay en ciudades como estas.
Aunque en un principio dude de que hubiera uno en esta ciudad, me fui confirmado por Meyer que hay uno.
A pesar de que me gustaría informarme más sobre ellos, vuelvo a repetir, no tengo tiempo.
La razón por la que voy a ese lugar es para vender los afiches (pergaminos arcanos) que no pude venderle a Farell.

Para la primera parte de la fase uno del plan necesito dinero, y mucho.

Después de pedir indicaciones a las personas y caminar unos 15 minutos llegué hacia un edificio bastante grande ubicado en el centro de la ciudad, debe tener el tamaño de media manzana con dos pisos de alto.
Sin perder tiempo entro.
Es natural que en situaciones como esta alguien (ej: yo) desconocido llame la atención de las personas en su interior.
Algunos me ignoraron y otros dieron un rápido vistazo de mi persona.

Verlo por primera vez realmente te hace ese sentir ambiente de un gremio de aventureros que uno aprecia en las novelas, series y los juegos de FF.
Hasta por un momento me dieron ganas de gritar: “I’m Captain Basch fon Ronsenburg of Dalmasca”.

Tranquilo yo…… Algún día, algún día……

Hay varias personas en un costado, parece ser el tablón de anuncios para las misiones.

Tengo curiosidad, pero mi objetivo es otro.
Más allá de vender los “pergaminos”, planeo reunir toda la información posible sobre Vazul y cierta parte de esta ciudad.

Viendo el interior puedo vislumbrar un cartel que dice “recepción”, está alejado de otro sector donde hay algunos aventureros reportando sus misiones o solicitando hacer nuevas. Gracias a que aprendí el idioma (aunque no del todo) de este mundo puedo desenvolverme tranquilamente.

Me acerco a la recepción y antes de que pueda hablar…

Buenas tardes, ¿qué servicios necesita de nuestro gremio?

Dijo ella– la recepcionista con una sonrisa.

Debo admitir que la recepcionista es linda, si estuviera en mi mundo original sin duda le hincaría el diente si se me presentara la oportunidad…
Pero su belleza es opacada al lado de Kuo y Iris (y varias de las milfs y lolis de la aldea).

Buenas tardes. Tengo algo que quisiera vender.
Encontré éstos en unas ruinas; aunque no estoy seguro de sí debería venderlo aquí, creo que ustedes sabrán aprovecharlos mejor que yo.


Después de repetir lo que ensaye decenas de veces en mi cabeza, le muestro los afiches a la recepcionista.

Aunque no lo aparenta, ella me ve de forma un tanto despectiva.
Si no fuera por Wolfgang me resultaría difícil discernir su estado de ánimo con una simple mirada… o quizás la interrumpí en algo importante o puede que ella esté con su periodo ahora. Bueno, tampoco es que me interesen sus problemas hormonales.

Ni bien ella toma y mira los afiches su rostro se torna en una sorpresa mayúscula.
Esa expresión de sorpresa alternándose entre los afiches y yo vale oro, hasta me dan ganas de tomarle una foto para tenerlo de recuerdo.
Su cuerpo está temblando, parece como si fuese a convulsionar en cualquier momento.

Di… disculpe, ¡¿c-cómo y dónde fue que los consiguió?!

Que no dije que encontré en una ruina. Ahora, si pregunta sobre su ubicación es secreto profesional. Por ello vuelvo a mi punto principal. Quiero venderlos, ¿están interesados en comprarlos? Si no es así, me retiraré ahora mismo inmediatamente.

Ah… no, mmm… disculpe, ya mismo llamo a la persona encargada para que pueda hablar con usted.
Si me permite, le llevaré uno conmigo para que lo vea el líder.

Espere un momento aquí por favor.


Rápidamente esquivé sus inútiles preguntas e hice presión en mi necesidad.
No puedo perder tiempo, si me van a interrogar que sea cuando el dinero esté sobre la mesa. Aunque tampoco planeo que dure mucho, ellos podrían descubrir el fraude que estoy cometiendo. Y, en el peor de los casos, yo podría ser condenado o algo así.

Después de unos minutos veo a la recepcionista acompañada de 3 hombres, dos de ellos bastante fornidos con cara de pocos amigos, aunque uno resalta al poseer una horrible cicatriz que recorre su brazo izquierdo, el otro es un viejo con una túnica marrón cargando un libro pesado; a su vez otros 2 hombres bien equipados los siguen manteniendo cierta distancia.
Rápidamente se acercan a mí.
Me pongo en guardia inmediatamente. Aunque estoy casi seguro de que no buscan hacerme daño uno nunca sabe. Quizás descubrieron mi fraude y vienen a someterme.
O al haber traído objetos tan “únicos” aprovecharán para robármelos sin pagar una jodida moneda.
Bueno, este es un mundo donde el más fuerte sobrevive.
Tuve la suerte de vivir en una aldea cálida y amigable, pero eso no quiere decir que el resto del mundo sea así.
Es más, lo más natural sería pensar que todo el mundo es tu enemigo.
Quizás me crean paranoico o perseguido, pero en base a lo que planeo voy a mantenerme alerta todo el tiempo.
Estoy más decidido que nunca. Si ellos buscan ponerme una trampa o hacerme algún daño directo o indirecto, si es necesario mataré a todo aquel que se interponga en mi camino de cumplir mi objetivo de salvar a Kuo, y eso no es una broma.

Alisto la ballesta en mi mano y colocó la otra sobre el estuche que contiene los frascos con veneno.
Al verme con la guardia alta se ven confundidos entre sí, y uno de ellos habla.

Hola. Me disculpo si te alarmamos al venir todos de forma tan abrupta.
No tienes de que preocuparte, no planeamos hacerte daño ni ningún otro, así que podrías alejar tus manos de tus armas.

Voy a presentarnos.
Soy Alex, jefe y encargado de esta rama del Gremio de Aventureros.
La persona mayor a mi derecha es Rowan, el encargado de todo lo relacionado a artículos mágicos y a mi izquierda, el sub-jefe de la rama, Darren.


Dijo el tipo de la cicatriz en el brazo.

Puede que ellos luzcan aterradores pero son buena gente, por ello ignora su apariencia.

Dijo el anciano llamado Rowan.

Mira quién habla anciano, de todos tú eres el más aterrador cuando se enoja.

Dijo el otro tipo, Darren.

Los demás que los acompañaban se mantuvieron en silencio.
Puedo notar que el ambiente en el gremio se puso tenso ni bien aparecieron estos tres hombres.
Las demás personas en este salón comienzan a murmurar, algunos con rostros bastante sorprendidos como si no pudieran creer lo que está sucediendo y otro sinfín de expresiones y murmullos.

Por ahora bajo mi guardia pero tengo listo un frasco especial para situaciones de multitud como esta.

Iré rápido al punto. La recepcionista ya les habrá mostrado los objetos que quiero vender. El precio no es discutible, por eso pido 60 monedas de oro por cada uno. Si aceptan se los venderé en el acto, sino es así… me iré ahora mismo.

Les mostré los afiches, no pudieron ocultar su sorpresa y tuvieron la misma reacción que la recepcionista.

Creí que ya los habían visto, porque esas caras de sorpresa.

El viejo toma uno y lo inspecciona minuciosamente.

Tú… ¿c-cómo fue qué–?

No tengo tiempo para nimiedades. Los van a querer, ¿sí o no?

El viejo estaba a punto de decir algo pero lo interrumpí en medio de su balbuceo.

Muchacho, ¿sabes lo que son éstos?

Me están haciendo perder el tiempo, ¿los van a comprar o no? 60 monedas de oro cada uno o sino me iré ahora.

Dios mío, como me hacen perder el tiempo. Comprendo su reacción pero el tiempo apremia.
Bueno, mientras más presión meta, más estarán en mi juego.


¡Muchacho, al igual que tú no me interesa si tienes prisa o no, pero si estos papeles que nos muestras son realmente lo que pensamos, entonces es mejor si eres paciente ya que definitivamente te los compraremos al precio que dictas o incluso más!

Por ahora, vayamos a otra sala. Aquí no podemos hablar con tranquilidad, ¿te parece?


Exclamó el viejo.

*Tch* Como joden con este tipo de cosas. Sólo me queda esperar, que no descubran el fraude y que me paguen de una puta vez.

De acuerdo.

Después de unos 30 minutos de estar esperando en un cuarto tocaron la puerta e ingreso el viejo llamado Rowan.
Puso los afiches en la mesa y después de suspirar…

Disculpa la demora. Pero ya terminamos los análisis correspondientes y tengo dos noticias que darte.

Miro fijamente al anciano.

La primera… Te informo que no detectamos rastros de magia alguno en esos pergaminos que trajiste, así que no estamos seguros de si son o no verdaderos pergaminos arcanos. Pero lo curioso de todo es que la textura del papel, su brillo, su color, las letras, las imágenes, todo lo que aparece ahí… …Jamás hemos visto algo similar antes. Ni siquiera hay registros de algo similar, es un caso verdaderamente increíble.
Es algo único en su tipo, obviamente.


Entonces, ¿van a comprarlos?

Te repito muchacho, no sentí ningún rastro de magia proveniente de esos pergaminos, es como si sólo fuera papel común, pero…
*Suspiro* No hay ningún país en este mundo capaz de fabricar algo como esto.
Incluso en la sede del gremio estamos lejos de fabricar algo de tan alta calidad y con colores tan vivaces como estos.
He vivido suficiente tiempo como para estar 100% seguro de esto.


Respóndame de una vez, que tengo varios asuntos que atender. ¿Los van a comprar?

El viejo me miró un tanto molesto, pero ignoró mi falta de respeto hacia él y prosiguió

*Suspiro* Con respecto a lo segundo. Muchacho, estamos interesados, pero no podemos pagar el precio que pides ya que no estamos 100% seguros de su veracidad, pero son tan interesantes y no es algo que podamos dejar pasar así como así. Por eso estamos dispuestos a correr algunos riesgos.
Te ofrecemos 35 monedas de oro por cada uno, y eso es mucho dinero por unos simples papeles que no poseen magia, ¿qué te parece?


Viejo, ¿me están tomando el pelo?

Lo siento, esa es la máxima oferta que podemos hacerte.
Si gustas venderlos a ese precio, tengo el dinero aquí conmigo.


Viejo, ¿me ven cara de idiota o simplemente creen que porque tengo prisa los venderé al precio que ustedes oferten?
Ya lo dije antes, si no están interesados en pagar lo que pido entonces no me interesa seguir negociando. Me retiro.


Me levanto de la silla, tomo los afiches y me dirijo hacia la puerta del cuarto para irme, obviamente teniendo mucho cuidado de cualquier cosa que pueda pasar.

¡E-Espera! ¡Aguarda un momento! ¡¡¡40!!! ¡Qué te parecen 40 monedas de oro! No es un mal trato, ¿verdad?

¡Perfecto! Cayó redondito. Sabía que intentarían regatear o minimizar el valor de lo que traje.
En serio, estos tipos me están subestimando. En fin, vamos a continuar con el acto.


Sin darme la vuelta respondo,

Tentador, pero no me interesa.

¡¡¡50!!! ¡50 monedas de oro es lo máximo que podemos pagar! Si no puedes aceptar eso, entonces verdaderamente no tendremos nada que negociar.

Me detengo en seco al escuchar sus palabras.
Me doy la vuelta y puedo ver por su expresión que habla muy en serio.

Viejo, si hubieras comenzado por ahí desde el principio entonces nos hubiéramos ahorrado una charla innecesaria. Aunque no son las 60 monedas que pedí, soy consciente de que estos pergaminos no poseen energía mágica; y justo como ustedes dice, son únicos en su estilo.

Acepto el trato de 50 monedas de oro por cada pergamino. Eso hace un total de 250 de oro. Además, quisiera que a este trato añadiera cierta información que voy a pedirle y estoy seguro posee.

Ah, sí es posible, preferiría que me paguen con al menos 10 monedas de platino y el resto de oro, ya que si no se me hará una carga muy pesada. Claro, si es poseen esas monedas, sino no hay problema.


Hicimos el trato, y tal como solicité me dieron 10 de platino y 150 de oro; claro, también añadieron la información que pedí.

Como nota al margen, esa identificación que me dio el guardia en la entrada de la ciudad sirvió bastante.

Ahora que poseo los fondos y la información que necesitaba es hora de comenzar con la parte dos de la fase uno… Contratar a la escoria humana de esta ciudad para que monten un alboroto en la propiedad de ese bastardo.

En toda ciudad sin importar que clase de mundo o época sea, siempre habrá barrios bajos y en algunas partes de esos lugares la verdadera escoria humana se junta.


Parte 4

Sector sur de la ciudad, donde vive la gente de bajos recursos… o sea, la gente pobre; en el mejor de los sentidos.

Los barrios bajos.

La vista es más deplorable de lo que uno cree realmente.

Casas derruidas que apenas pueden sostenerse, zanjas con agua podrida estancada. A pesar de que puedo ver algunos adultos moviéndose de aquí para allá, hay otros que están tirados o apoyados en alguna estructura con ojos que han perdido la voluntad de vivir.
Levemente se puede escuchar voces de peleas o discusiones por los alrededores.
Pero, lo más triste de todo es ver…
…Niños temerosos observando desde dentro de algunas casas; además de que a leguas se podría notar que tienen graves problemas alimenticios, mejor dicho… parece que no han comido en días. También se puede apreciar que muchos están enfermos.

La realidad es más cruel que como pintan en las historias.

Este lugar…
He visto imágenes y videos similares a estos escenarios en la tierra, pero hasta que uno no lo experimenta o ve en persona nunca podrá llegar a este tipo de sensación y entendimiento que tengo ahora.

Una de mis metas al estudiar medicina era poder darles acceso a aquellas personas que carecen de los medios necesarios para ir a un hospital o cuyas salitas carecen de un doctor.
Pero…

Si pudiera hacer algo lo haría… pero no soy un santo y mucho menos alguien altruista. Perdón……

Decido ignorarlos por mi propio bien.

Al final, no soy más que un hipócrita.

Estoy seguro que más de uno hubiera intentado ayudarlos de alguna manera.

Pueden odiarme o despreciarme tanto como gusten. Y vuelvo a repetir, a pesar de que uno de mis objetivos al estudiar medicina era ayudar a personas carenciadas como ellos, no puedo hacer nada en este momento.

Algunos pensarán que al tener en mí poder suficiente dinero como para ayudarlos lo haría, pero no es así. Mi prioridad es y seguirá siendo Kuo, y el dinero que poseo es para ello.

Soy un monstruo, lo sé.



---- Un rato después.

Seguí caminando…
Si uno se adentra más en este lugar terminará llegando a una zona especialmente peligrosa.

Formal y legalmente esta zona no tiene un nombre, sigue siendo considerada por las personas ajenas a él como Barrios Bajos. No obstante, las personas residentes de aquí lo llaman “Inanis”, que significa “vacío, hueco, etc.”
Si lo piensas bien tiene cierto sentido el que tenga ese nombre.

Esta zona está separada del resto de la ciudad por una extensa valla, si es que así se le puede llamar a un par de maderas con no más de 2 metros de distancia entre sí colocadas paralelamente y que se extiende por al menos unos 400 o 500 metros.

En este lugar ese reúnen las peores escorias de esta ciudad (y quizás de otras).

Eran casi las 2:00 pm cuando, por así decirlo, ingresé a lo que serían los barrios bajos y estimo que pasaron unos 30 minutos más hasta que llegué a mi destino.

Ni bien me aventuré en su interior casi al instante fui rodeado por un grupo de 6 personas armados con dagas y cuchillos, otros traían espadas.
No se necesita ser un genio para adivinar que se traen entre manos.

Uno de ellos iba a decir algo pero lo interrumpí rápidamente.

Oh, y pensar que sería recibido tan pronto, supongo que este lugar hace honor a su fama.

Ahora, antes de que digan y/o hagan alguna estupidez escuchen lo que tengo que decir.
Ya que quisiera evitar tener que matarlos a todos y comenzar otra búsqueda innecesaria.

Desconozco el por qué estoy tan tranquilo en esta situación donde mi vida es atentada de tal manera. ¿Quizás sean las prioridades que tengo en mente?
Oh bueno, no importa. El cerebro humano todavía sigue ocultando infinidad de misterios.


Sus miradas de confusión duraron apenas unos leves segundos.

No sé de qué hablas pero eso último que dijiste fue muy gallito de tu parte.
Si conoces que es este lugar y aun así te aventuraste eres realmente estúpido. Será mejor que entregues pronto todas tus pertenencias si es que aprecias tu vida.


Oh por dios, que línea tan cliché.

*Suspiro* Escuchen lo que tengo que decir, no querrán hacer enfadar a la organización a la que represento. Dicho sea de paso, si intentan algo contra mi persona… antes de morir me llevaré a todos ustedes conmigo; toda persona en esta área de criminales y asesinos probara un sufrimiento tal que morir de forma agónica será considerado una bendición.
Y déjenme aclarar esto por si las dudas… ¡nadie podrá escapar!


¡Wow! Eso fue muy cool de mi parte. Quizás tengo talento para hacer cosas malvadas.
Para completar la imagen sólo me falta estar fumando un habano en un jacuzzi bien arribota con un par de nenas súper sexys.


Volviendo al tema…
Cuando dije las palabras organización se notaron algo vacilantes, y más aún con mi última frase.
Pero uno de ellos mostraba dudas y otro no se inmutó por mis palabras; seguían viéndose hostiles.
Eso es algo natural, ya que no me veo intimidante ni nada parecido.

Preparé algo en caso me vea en una situación como ésta, pero no me gustaría usarlo a menos que esté frente a los líderes de estos tipos o algo así como jefes de este vertedero de la paria humana.

Antes de ingresar a los barrios bajos estuve sosteniendo mi celular, manteniéndolo oculto gracias a la túnica que Iris me regaló. ¿La razón? ¡Es Top Secret Viteh!

Puedo ver que ahora están más calmados, muy inteligente de su parte.

Para resumir… La organización a la que sirvo está en busca de gente para una misión muy importante.

Los detalles de la misión no serán dichos hasta que se confirme la participación de los interesados.

Una vez acepten la misión no habrá vuelta atrás y en caso de que se retracten o rompan el acuerdo… prepárense para sufrir las consecuencias.

Por otro lado, la remuneración por esta misión será altamente gratificante.


Ellos se miran unos a otros sin saber que decir o hacer.

Si no intervengo esto puede tomar tiempo y hasta puede tornarse peor, donde tendría que pelear por mi vida.

Bueno, sin ánimos de ofender, puedo notar que ustedes son simples subordinados. Así que, si fueran tan amables de llevarme con el o los que gobiernan este lugar.

Al son de mis palabras ellos recuperaron la compostura, y………


Parte 5

Una habitación más grande y limpia de lo que pensé que sería. Debe medir al menos unos 4m2.
Pero, como toda habitación de sujetos que tienen por oficio robar, extorsionar, asesinar y demás trabajos de esa índole, en los muros y esquinas hay armas punzo-cortantes, escudos y armaduras.

Después de ser guiado a una casa muy bien conservada por uno de los tipos que me quisieron emboscar, me hicieron esperar en esta habitación durante un buen rato.
Creo que fueron más de 40 minutos que me tuvieron esperando.
Hasta que poco a poco comenzaron a llegar los supuestos líderes o jefes de esta zona acompañados por otras personas.

Dentro de esta habitación 5 tipos se encuentran frente a mí sentados en sillones, sin importar como los mires, son gente con la que no debes jugar ni en broma.

Estoy 100% seguro que en la escala del Dr. Stone estos tipos estarían muy por encima de la categoría 17.

Bueno, quizás mi lenguaje sea muy básico, humilde y/o carece de mejores palabras para una mayor descripción, pero si alguna vez vieron el programa “Índice de Maldad” del Dr. Stone podrán comprender a qué carajo me refiero.

Además de ellos, hay una docena extra de personas (10 hombres y 2 mujeres), he de suponer que son sus subordinados, salvo por las mujeres que más parecen ser vertederos de semen.
¡Oh sí, lo dije! No hay mejor descripción que no sea esa para esas mujeres por la ropa que visten y ese rostro carente de vida.
Si por mí fuera me tomaría un tiempo para describirlas a ellas y a su apariencia ya que son un tanto lindas, pero con solo mirarlas puedo ver que son un saco de enfermedades.
¡Ojo! No estoy discriminándolas por ser mujeres y muchos menos por su situación, solamente estoy siendo sincero. Ellas están en tal estado demacrado que sin haber estudiado medicina puedes ver que cargan consigo varias enfermedades.
Si son afortunadas morirán a causa de ellas en poco tiempo.
Rezo porque así sea.

No me había fijado pero entre todo ese grupo están dos de los tipos que me emboscaron en la entrada a este barrio.

Siento que será mucho más difícil de lo que creí manipular a estos sujetos.
En el peor de los casos tendré que pelear a muerte con ellos.


¿Y bien? ¿Este es el sujeto que dices quiere contratar nuestros servicios?

El que estaba acompañado por una de las mujeres habló.

Debes tener mucho valor para venir solo a este lugar y pedir una reunión con nosotros. Más siendo alguien que luce como una persona común y corriente.

Otro tipo bien armado, pero que emite un aura peligrosa dijo mientras manoseaba el culo de la mujer restante.

No se ve como alguien importante, es más, parece un cachorrito. Deberíamos robarle todo y después venderlo a los comerciantes de esclavos; algo de dinero sacaremos.

Guarda silencio Anzor. Ya hemos perdido varios negocios importantes por tu estúpido comportamiento. Deja que el tipo hable.

Acallándolo, el cuarto habló.

Sí, sí, lo que sea.

Así que el tipo chiflado se llama Anzor. Bueno, hasta ahora ninguno de ellos se ha presentado.

El quinto sujeto de ellos se mantuvo en silencio. Sólo se quedó ahí inspeccionándome, o al menos esa es la sensación que me dio.

Bueno, es ahora o nunca. ¡Huevos Fran, huevos! ¡Hazlo por Maginer!
¿Hm? ¡Espera! Si lo hago por Maginer voy a terminar como Pipo.

Dios mío, ya estoy desvariando de tantas pendejadas… ¡Aun así, a ponerle huevos!


Un gusto conocerlos a todos.
Podrán referirse a mí bajo las iniciales SH.
Estoy aquí, delante de ustedes, en representación de la organización a la que sirvo……


Doy un rápido vistazo de las expresiones de todos los presentes. Nada ha cambiado en sus rostros, salvo el que sigue manoseando el culo de una de las mujeres.
No me pregunten, desconozco la razón de por qué sigue manoseándola a la vez que estoy por explicar mi objetivo. Además, esos sujetos no parecen tener intenciones de hacer preguntas. Lo mejor es continuar mientras están en plan de escuchar lo que tengo que decir.

Una vez hecha mi presentación, voy a aclarar unas cosas. Les pido que me escuchen con atención y no me interrumpan. Una vez yo haya terminado de hablar responderé a las preguntas que deban ser respondidas.

Primero, la organización a la que sirvo no “existe” tanto en el mundo superficial como en el bajo mundo. No somos tan simples como esas organizaciones que son conocidas en el bajo mundo y que buscan hacerse un nombre por simple vanidad. Por eso, es inútil que intenten averiguar sobre nosotros.
También, por su propia seguridad les recomiendo que desistan de cualquier pensamiento o intención sobre ello.

Segundo, somos mucho más poderosos de lo que ustedes puedan soñar o imaginar. Aplastar una gran ciudad o dos, o incluso capitales con el mínimo de nuestras fuerzas es un paseo por el parque para nosotros.
Y si se preguntan por qué estamos contratándolos… bueno, eso tiene que ver con lo siguiente…

Tercero, y esto está relacionado con el resultado de la misión en sí.
Nosotros siempre estamos en busca de gente competente. Así como me ven no sólo soy un representante, también soy, por así decirlo, “un busca talentos”.
Si todo sale bien en la misión que les planeo encargar, recomendaré a aquellos que nos puedan servir y verán como sus vidas cambiarán: dinero, mujeres, poder, influencia… Tendrán todo eso siempre y cuando cumplan las reglas de nuestra organización.


Termino de aclarar esos puntos para probar sus reacciones y a la vez probar quienes podrían traicionarme.

Todos y cada uno de ellos tenían expresiones de incredulidad.

Ruidos y murmullos se escuchan por toda la habitación por parte de sus subordinados.

Los 5 líderes se miraban entre sí como tratando de compartir lo que habían entendido.

Y un instante después,

¡Muy bonitas palabras, ¿pero qué tanto de lo que dices es verdad?

Es cierto, Erast tiene razón. Todo eso me huele a simples mentiras. ¿Acaso nos ves caras de tontos? Y según la información previa que recibimos de los subordinados de Erast, quieres que aceptemos una misión de la cual no sabemos nada.

Dos de ellos replicaron. Uno es ese tipo Anzor, el otro es el que estaba manoseando el culo de la mujer; Erast, así lo llamó Anzor.

Los otros tres están en silencio, como analizando mi reacción.

Trato de mantener la compostura, si pierdo aquí estaré muy jodido.

*¡¡Plop!!* Un sonido retumba en la habitación acallando a todos.

Arrojé algo al suelo. Siendo más detallista es una bolsa. Dentro puede verse un resplandor dorado.
Efectivamente, la bolsa que arrojé contiene monedas de oro, 100 monedas de oro para ser más exacto.
Son 100.000 dólares si hago la conversión, eso es mucha plata sin importar como lo mires.
Hasta me duele mucho el pecho; controlo y evito desesperadamente que mi mano tiemble por despedirme de esa cantidad de dinero.

Si ya de por si el transporte público y demás servicios de mi mundo me rompían el culo cuando sacaba cuentas cada mes, no se imaginan como me duele justo en este momento tirar así como así tanto dinero.

Pero si es por salvar a Kuo entonces no me importaría tirar más dinero.

Dentro de esa bolsa hay 100 monedas de oro.

Sus expresiones de asombro distan más allá de la simplicidad de la palabra.
Ahora si he captado completamente su interés.

Ese es el pago inicial para la misión, claro, si es que la aceptan. Una vez completada la misión se les dará un total de 300 más. El cómo lo repartan dependerá completamente de ustedes. Por cierto, sobre la misión––… ¿Hm?

Ese tipo llamado Anzor se levantó y desenvaino rápidamente su espada, y…

¡Jua jua! No lo dije ya antes. ¡Oigan todos, si le quitamos todo ahora ganaremos 400 monedas de oro, y un extra si lo vendemos a los comerciantes de esclavos!

Ese idiota dijo tales palabras mientras me apuntaba con su arma e incitaba a los demás a que siguieran su idea.
Y porque piensa que cargaría conmigo el resto de la supuesta recompensa. Aunque me sorprende que un sujeto como él sepa sumar.

Bueno, no me sorprende para nada que sea ese tipo el que diga algo que ya esperaba. Es el clásico personaje estereotipado.
Desde el primer momento se andaba tonteando y claramente sus intenciones saltaron a la vista cuando habló por primera vez.

En fin, ya estaba preparado para algo como esto. Es por eso que siempre estuve sosteniendo mi celular en mi mano izquierda.

Normalmente esperaría a que los 4 jefes restantes hablen pero tal como va la situación no me conviene para nada. Podrían aceptar la idea de Anzor y atacarme y no tengo esos súper reflejos para esquivar sus ataques.

Bueno, supongo que ya es hora de mostrar una de mis cartas.

Si soy sincero, me moría de ganas de hacer esto.

Presiono la pantalla táctil de mi celular y le doy play.

*… (…) ¡Sephi–! (¡Copyright!)… …  (…)… ¡Sephiroth!…  ……*

……Comienza a sonar.

¡Oh sí! ¡Este es el mejor método que encontré para intimidar y asustar a personas como éstas que son ignorantes de la tecnología!
Puede parecer muy tonto y simple, pero ya lo probé antes con Wolfgang y los otros que nos acompañan.
Además combina perfectamente con este tipo de ambiente.

Sin embargo me hubiera gustado hacerlos escuchar “Fury of the Storm de DragonForce”, pero como que el tema no cuadra con este tipo de ambiente. Eso sí, para una pelea o guerra donde todos se estén haciendo mierda entre sí… ¡es el tema perfecto!

Convengamos que si súbitamente, cuando estamos en nuestro propio rollo o durmiendo, de la nada comienza a sonar una canción (ya sea por la broma de un pana u otro), todos nos asustaríamos. Es casi como cuando alguien te sorprende por la espalda y te dice: “Boo”.
La diferencia entre ellos y nosotros radica en que nosotros después del susto ya sabemos qué carajo está pasando, por eso nuestro cerebro puede calmarse casi al instante ya que comprendemos la situación. Obviamente después de haber puteado o darle un golpe al bromista. No obstante, ellos…

Ante el inesperado ruido que comienza a inundar esta habitación todos se ponen tensos y nerviosos, algunos toman posturas defensivas mirando a diferentes lugares de la habitación, como buscando al “enemigo”. Aunque, claro está, ellos no comprenden que sucede.

Las palabras sin sentido que ellos están gritando están demás, estoy seguro que uno puede darse una idea.

Ese tipo Anzor está mirando de aquí para allá también, sin saber qué carajo está pasando… no, no sólo es él, los demás jefes también actúan de igual forma.
Su rápida reacción ante el sonido como si fuera un “ataque sorpresa” es increíble.

Supongo que ya es hora de que deje de regocijarme ante sus reacciones.
Al ser el único que está tranquilo, ellos podrían comenzar a apuntarme y atacarme con sus armas.
Ahora es cuando debo someterlos.

¡OMG! ¡Eso sonó muy pervertido!

Esa músi– ruido (perdóname Amo y Señor Sephiroth) que escuchan mis estimados, es mi hechizo especial. Tiene un efecto AoE de aproximadamente 3km.

Toda forma de vida dentro de ese radio, conmigo como centro, arderá en llamas. Y para su conocimiento no puede ser detenido, ¡¡¡aun si yo muero!!! Hago énfasis en esa parte para que desistan de tontas ideas como atacarme, aunque pueden intentarlo si quieren, pero diría que apenas quedan poco más de 3 minutos antes de que esta zona comience a arder y se convierta en un mar de llamas; y dudo que puedan alejarse 3km de este lugar tan rápido.


En tono burlón y amenazante digo esa última frase.

Mi objetivo no es provocarlos, más bien, como dije antes, intimidarlos.
Si no me impongo aquí como alguien superior a ellos y que no deberían subestimar… entonces todo habrá fracaso. Es una apuesta que debo ganar.

Cada rostro, individualmente, estaba teñido en ira, duda, sospecha y a la vez un miedo profundo. Ninguno de ellos sabía cómo reaccionar. Si mis palabras son mentiras o no, ninguno de ellos se atreve a averiguarlo y confrontarme. Pero tampoco parecen con ganas de huir, es el miedo lo que los mantiene paralizados… o quizás…

Veo que ninguno de ustedes se atreve a reaccionar ahora que he dicho esto.
*Suspiro* En realidad, no quería recurrir a esto, pero ese tipo (Anzor) –lo señalo– de ahí ha demostrado su inutilidad y me ha obligado a recurrir a esto.

Ni siquiera he hablado algo con respecto a la misión y miren como ha terminado todo esto.
Por favor, denme un respiro.


Estos sujetos son “magos” después de todo, son físicamente superiores a mí, sin contar que pueden usar magia.
No obstante, si uso mis 2 frascos especiales de emergencia podría matar a todos los presentes (incluyéndome), pero no quiero tener que usarlos con estos tipos; están especialmente reservados para Vazul.

Queda poco menos de minuto y medio antes de que todo termine en un mar de llamas.
Supongo que esperar que acepten un trabajo sin conocer de qué trata era mucho pedir de mi parte, pero ese era el único medio que tenía para probar quienes podrían ser útiles.
Ya que, iré directo al grano.

¡Escuchen con atención! ¡El objetivo de nuestra organización es asesinar al ahora Conde Vazul, y de eso me encargaré yo personalmente! ¡Su trabajo consistiría en hacer de distracción, contención y eliminación total de las fuerzas que seguro estarán defendiendo su mansión!

No queda mucho tiempo, ¿cuál es su decisión? ¿Aceptarán el trabajo o no?


Mientras en ese momento los intimidaba con mis palabras tomé los 2 frascos especiales de mi riñonera.

Todo se resumía a esto.

El tiempo parecía fluir lento ahora que he dicho todo eso. Ahora sólo restaba escuchar sus respuestas.

Si me atacan, todos moriremos; bueno, yo al menos moriré una hora después debido al… llamémoslo “antídoto” temporal que tomé previamente.
Aunque no estoy seguro de que tan rápido reaccionará el veneno en ellos.

¿Matar al Conde Vazul, dices? Esa es una excelente broma, ¿sabes?

Les queda poco menos de 40 segundos. Tomen su decisión y sírvanme temporalmente bajo contrato o mueran junto con todos en esta área.

En tono amenazante ignoro a lo que dice uno de los jefes e insto a que respondan inmediatamente.

Por favor, acepten y no se revelen. El tema está a punto de terminarse. Quiero evitar una lucha innecesaria.

Restan 30 segundos antes de que el infierno ascienda a la tierra.
Pero si están tan reticentes en negarse……

Eso sólo puede indicar que ustedes están bajo el control de Vazul –murmuré esa última oración.

……Ya veo, conque eso era.


Es una lástima que termine así. Pensé que esa cantidad de dinero los movería ya que no es una suma que te caiga del cielo todos los días.
…Supongo que tendré que luchar.


Restan 15 segundos. Hasta aquí hemos llega–

¡Yo… acepto el trabajo!

¡Igual yo!

Dinero es dinero, no importa cómo se obtenga. Aceptaré el trabajo. Además, estás ofreciendo una suma que no puedo desestimar.

Tres de los jefes han aceptado la misión.
Justo a tiempo ya que la canción había terminado.

Es tranquilizador que haya sido así. Aun así, con la guardia en alto doy mi súper discurso.

Justo a tiempo, sólo quedaban 3 segundos para que todo arda en llamas.
Oh, cierto, casi me olvido. Hay algo que aclarar. El hechizo previo no ha cesado, simplemente ha sido puesto… umm, digamos en “pausa”. Una vez activado no puede ser cancelado pero si detenido temporalmente.
Sólo quedaban 3 segundos…
Me pregunto en qué clase de escenario estaré… o estaremos para cuando tenga que activarlo de nuevo.


De forma leve pero totalmente audible digo esa última frase para todos.

Claramente ellos no son tontos, comprenden a la perfección su significado.

Bueno, es agradable que al menos 3 de 5 hayan aceptado. Entonces… ¿qué se supone  que debemos hacer con los 2 restantes que se negaron?

El ambiente se tensó inmediatamente después de mis palabras.
La temperatura descendió rápidamente en la habitación.

Al igual que antes, el significado oculto en esas palabras era totalmente obvio.

*¡¡¡Bluagh!!!*

Un fuerte quejido hizo eco en la habitación.

Sucedió tan rápido, mucho más de lo que mis sentidos podrían haber percibido.

En un instante vi a ese tipo llamado Anzor ser apuñalado… no, atravesado con una lanza por su espalda.
El que lo hizo es el hombre que se mantuvo en silencio durante todo este tiempo.

Pero este escenario no duró mucho, antes de que siquiera Anzor pudiera hacer o decir algo… unas llamas comenzaron a emerger desde su herida expandiéndose de forma rápida y continua por todo su cuerpo.
Al siguiente instante Anzor fue levantado.....no, literalmente fue empalado y dejado así como si fuera un espectáculo mientras seguía ardiendo en llamas.
Gritos de dolor casi inhumanos prevenientes de Anzor resonaban en la habitación.
Su cuerpo violentamente forcejeaba como si intentara salvarse. Demás está decir que era un intento inútil.
Todos los presentes tenían expresiones de miedo y terror, exceptuando, claro está, a los jefes permanecían con una expresión calmada y serena.
El desagradable olor a carne quemándose inundaba la habitación, dando ganas de vomitar a cualquiera. Algunos lo hicieron, otros se contuvieron.
Yo, por mi parte, me aguante esas terribles ganas de vomitar.
Si no fuera porque me acostumbré al olor de los muertos en la clase de anatomía en la morgue, sin duda hubiera terminado vomitando. Aun así, el olor de la carne quemándose era tan insoportable que el olor de esos fiambres en la morgue era como esos desodorantes de ambiente.

Al cabo de unos segundos Anzor finalmente dejo de moverse.
Su cuerpo calcinado en vida había dado su último respiro.

A pesar de que era mi intención de que aquellos que se negaron murieran ya que comprometerían mi objetivo, no pensé que fuera de esa forma tan aberrante. Mucho menos se me cruzó por la mente que quien hiciera el trabajo sería el otro tipo que también debería morir.

Entonces, está es su forma de “redención” al no responder a mi solicitud, o…

Me disculpo que haya presenciado tal espectáculo horrible pero mi hermano sólo quería mostrar su convicción y compromiso en respuesta a su pedido.

El que habló fue ese tipo que estuvo manoseando el culo de una de las mujeres.

También me gustaría que ignore el hecho de la falta de respuesta de mi hermano. Desde pequeño sufrió una enfermedad que se llevó su voz, por ello yo respondo por él generalmente.
Demás está decir que él también acepta el trabajo.
Para demostrar su convicción decidió seguir su orden y asesinar por cuenta propia a Anzor.


……Joh~ conque era eso. Pero aun así… sucedió tan rápido que ni lo vi venir.
¿Acaso eso también fue una advertencia de su parte hacia mí?
Debo tener cuidado y proteger mi espalda para que no intenten hacerme lo mismo.


Comprendo.
Antes de proseguir con los detalles de la misión me gustaría cambiar de lugar, el olor y humo que emana del cuerpo calcinado de ese bastardo está inundando la habitación y ya se me está haciendo desagradable.


“Entendido”, respondieron los tres; un gesto de afirmación fue hecho por parte del que no habla.

Así, después de que recogieran las 100 monedas de oro como anticipo, proseguimos moviéndonos a otro lugar.

Aparte de ultimar los detalles de la misión, también me aseguré de eliminar a todos los factores que serían contraproducentes en la misma.

A modo de ejemplo,
Algunos hombres de Anzor al enterarse de la muerte de su jefe buscaron venganza pero rápidamente fueron suprimidos y eliminados por la unión de los cuatro jefes restantes y sus subordinados.
Hasta hubo algunos que quisieron aprovechar esta oportunidad para ocupar el lugar de Anzor. Lamentablemente para ellos, eso fue un grave error.
Para mi buena suerte no fueron muchos los que se retobaron y al cabo de no más de una hora toda señal de insurgencia fue erradicada.
Tal parece que Anzor era bastante odiado entre la mayoría de sus subordinados.

Bueno, su vida no me interesa para nada.
Me alegra que ese tipo y sus hombres hayan muerto. Estoy 100% seguro de que hubieran afectado negativamente a la misión.
Aunque tampoco confío del todo en los otros cuatro.
No descarto la idea de que quizás Vazul se aseguró de contratarlos a ellos u otros en cualquier cosa relacionada a un ataque a su propiedad y persona.
No obstante, por dinero baila el perro. Por eso es que les dije que si la misión salía tal como yo quería y ellos hacían bien su trabajo recibirían un bono de 50 monedas de oro extra c/u.

Wolfgang y los otros lograron infiltrarse en la ciudad.
Desconozco como lo hicieron pero parece que tienen su propio método. Y, aplicando ese mismo método escaparan de la ciudad llevándose a Kuo consigo.

Totalmente camuflados estarán esperando en otro lugar hasta que sea su momento de actuar.

Ellos se encargaran de la “limpieza” de las escorias sobrevivientes y eliminar cualquier indicio de traición.


---- Horas después en las cercanías de la propiedad de Vazul.

Miro la hora en mi celular.
6:37 pm. El sol está ocultándose en el horizonte y las primeras estrellas comienzan a verse en el cielo en la dirección opuesta.


Parte 6

La mansión de Vazul se haya ubicada en el noroeste de la ciudad, en una colina baja; en el área o sector de la ciudad donde las personas comunes construyen sus casas; sin embargo, bastante alejada de las mismas, a una distancia de medio kilómetro.

La propiedad está rodeada de muros de piedra de al menos 3 metros de alto y varios guardias fuertemente armados pueden verse, algo que me parece muy raro; esto me da a entender que ese tipo se anticipó o por si las dudas se preparó en caso alguno de la aldea decida intentar buscar a Kuo.

En contraste con este aspecto de baluarte, una hermosa arboleda crea y conduce un camino directamente hacia la mansión.

Los alrededores de esa arboleda están cuasi despejados de cualquier forma de obstrucción; aunque hay algunas rocas y pequeños grupos de árboles pequeños, aun así los guardias tienen una visión completa de los alrededores desde los muros.

Campos llanos se extienden delante de ese medio kilómetro que separa su mansión del resto de las casas de la gente.

En este momento me encuentro en una casa en los límites de lo que es el barrio de las personas normales. Obviamente acompañado de las escorias que contraté.
Esta casa pertenece al fallecido Conde Flaín y estaba al custodio de uno de sus empleados. Demás está decir que nos apropiamos por la fuerza de esta casa matando a dicho custodio.
En realidad, había más de uno.
Parece que Vazul despidió a todos los empleados que nunca tuvieron buena opinión de él y no lo aceptaban como el nuevo jefe de su casa y terminó contratando gente de su calaña; gente avara y codiciosa.
Por ello es que no me lamento que los hayamos asesinado. Bah, la escoria que contraté, no yo. Mis manos por el momento permanecen libres de toda culpa. Al menos hasta que me encuentre cara a cara con Vazul.

Toda esta información la conseguí en el gremio de aventureros, y lo confirmé con la gente que contraté. También gracias a algunos rumores que escuché mientras me movía de aquí para allá.
Recopilé tanta información como me fuera posible para reducir mis posibilidades de derrota.
Es increíble cómo se puede conseguir información así como así de un noble. O quizás es porque se trata de Vazul y su largo historial de acciones despreciables que me fue fácil.

Y por si se lo están preguntando… mi plan no es emboscar a Vazul desde ésta casa, sino, confirmar su presencia y la de Kuo.



Al cabo de pocos minutos un carruaje muy llamativo se ve a la distancia acercándose hacia esta dirección.
En vista de que el sector donde la gente rica construye sus casas está en la dirección opuesta, el que viene por ahí debe ser Vazul.

A pesar de que estoy oculto aun así me asomo por la ventana para observar, puedo notar a dos personas dentro del carruaje.
Después de un rápido vistazo ignoro al hombre y me concentro en la mujer que estaba dentro.

……¡Kuo! –Exclamé en voz baja.

Ella miraba a través de la ventana del carruaje, pero su rostro estaba apagado.
Sin embargo…
No estoy seguro si ella me habrá notado o escuchado; quiero creer que así fue, ya que hubo un ligero cambio en su expresión durante un breve momento.

Listo. Si en lo más profundo de mí ser aún quedaba algún rastro de duda y/o cualquier indicio de dar marcha atrás, eso había muerto en este preciso instante.
Verla hacer esa expresión sólo reafirmó mi resolución.

¡Juro por mi vida y mi santa madre que no permitiré que vuelvas a hacer tal expresión!

7:23 pm. La noche ha caído completamente.

El escenario ya ha sido organizado. Los actores están en su lugar. Todo está preparado. Solo resta levantar el telón.


Parte 7

7:30 pm.

En la quietud de la noche doy mis instrucciones a los jefes y a sus subordinados.

En total somos 53 hombres, incluyéndome.

Los rostros de todos –salvo los jefes– muestran preocupación.
Es natural que se muestren así.
Debido a la forma de la propiedad de Vazul, los ataques sorpresa son casi inútiles. Los guardias podrán ver a cualquiera que se acerque y responder con prontitud.
Además, ese tipo debe haber dado instrucciones a los guardias de retener, o en el peor de los casos, asesinar a cualquiera que se vea sospechoso y se acerque; y me inclino más por esta última opción.
Imagínense si de repente los guardias ven a una turba acercarse, es obvio como responderán.

Frente a este problema se me ocurrió una idea muy simple, pero que si no fuera por esta noche sin luna me sería imposible.

Como bien dije, esta noche sin luna me– nos da una ligera ventaja. Ya que la distancia que nos separa es de 500 metros, la oscuridad de la noche nos brinda al menos unos 150-200 metros de oportunidad antes de ser detectados; esta información me la dio Clyde, quien es uno de los jefes.

En este punto voy a omitir las introducciones de cada uno ya que son simples herramientas para mi fin.

Retomando. Mi plan para irrumpir en esa mansión fuertemente custodiada es muy simple y a la vez muy tonta (sobre todo esto último; casi al 100% ya que no soy un genio en tácticas de guerrilla).

Aprendiendo de las habilidades que cada una de las escorias posee (jefes y subordinados), y, añadiendo las estrategias de mis años cuando jugaba al Age of Empires……
…… ¡Oh sí, no es una joda! ¡Hablo MUY en serio!

Dicen que los videojuegos no enseñan nada, pero quien o quienes hayan dicho eso no tienen ni la más puta idea.

…Y, con estos estos puntos, fue que tracé mi plan.

Mandé al “¡Wololo!” de frente a cargar contra ellos……

*Cri cri cri*

……No,  ya en serio, fuera de toda joda (aunque me hubiera gustado que exista un “Wololo”; o quizás existe pero aún no me he encontrado con uno) envié a aquellos que podían usar magia de medio y largo alcance a bombardear el flanco derecho de la muralla para crear una distracción.
Un total de 12 hombres fueron desplegados.
Acompañándolos hay 10 hombres fuertemente equipados para la defensa. Ellos los protegerán ante los posibles contraataques.

Esta acción llamará la atención de no sólo los guardias de la mansión, también la de los guardias que custodian la ciudad; y obviamente la de los aventureros. Es por eso que debemos movernos a toda prisa.

Su objetivo es llamar la atención tanto como puedan por ese flanco.

Mientras ellos crean la distracción, ordené a otro grupo de 20 hombres que fueran directamente a través del camino de la arboleda.
Mis instrucciones para ellos es que quemen completamente la arboleda a medida que avanzan.

La razón de este innecesario acto es para darle más impacto a su entrada.

Después de todo, los ataques psicológicos son parte importante en todo tipo de asaltos de guerra… Bueno, al menos yo lo haría y diría: “¡No jodas! ¡¿En serio?!”

Imagínense a varios tipos saliendo de las llamas a lo Terminator; te cagas encima del miedo.

Aunque también hay otra razón: esa es que los hombres que avanzarán por ahí son ganado desechable.

Si más guardias de la ciudad llegan para socorrer, esos 20 hombres estarán atrapados tanto por delante como por detrás, y no les quedará más opción que luchar para sobrevivir.
Aun si intentan escapar serán presa fácil para los guardias debido a la geografía del terreno.
Su mejor opción para aumentar sus posibilidades de supervivencia, si son inteligentes, es agruparse con el equipo de bombardeo en el flanco derecho.

Con todas estas distracciones los 10 hombres restantes y yo nos adentraremos por el flanco izquierdo.

Una vez hayan pasado 30 segundos desde el comienzo del bombardeo nos moveremos hasta el límite del terreno donde no somos detectados. Contaremos otros 30 segundos hasta que el fulgor de las llamas de la arboleda sea bien visible y claro, y procederemos con el asalto por el flanco izquierdo ya que sus defensas habrán disminuido en gran medida.

Wolfgang y los otros, aunque no sé dónde estén ocultos, sé que me están viendo.
Hasta que yo no dé la señal, ellos se mantendrán al margen temporalmente.

A estas alturas estoy 100% seguro de que varios detalles se me han pasado por alto. Detalles que podrían perjudicarme, pero el tiempo apremia y no planeo desperdiciar más minutos.
¡Es todo o nada!

Doy mi confirmación a uno de los jefes (Clyde) y éste saca un papel con un grabado extraño, vierte algo de energía mágica en él y al instante se quema.

Es un interesante artículo que vendría a ser como un walkie talkie (handie). Lamentablemente no pregunté más sobre ese artículo debido a que tenía otras cosas en mente.
Pero estoy seguro de que se podrán dar una idea de sus múltiples usos en diferentes situaciones (ej: como la que estoy yo) donde ideas o acuerdos previos fueron hechos.

Pocos segundos después de que el papel se quemó, fuertes estallidos se escuchan a lo lejos.


Parte 8

Desde que nuestro asalto comenzó han pasado aproximadamente 10 minutos. Al menos eso es lo que calculé mentalmente.

Si bien el bombardeo y el ingreso por la arboleda fueron tal como instruí, las fuerzas defensivas del lado izquierdo de la mansión no se movieron ni un poco. Esos putos siguieron manteniendo su posición, ignorando completamente el ataque a la mansión.

Por mi mente corrió la idea de que Vazul pudo haber predicho este movimiento y ordenó a sus hombres ignorar ataques de distracción. Y si es así, los hombres que están ahí en la muralla sin moverse deben ser premiados por tal comportamiento.

Al cabo de 4 o 5 minutos de tanto esperar, la impaciencia creció en mí y di mis órdenes de avanzar.

Quizás–– No, el esperar que todo resulte como esperaba fue mi primer error.

Los hombres desde la muralla supieron responder ante nuestra presencia con un rápido accionar.

Explosiones se produjeron en el campo delante de mí.
Cada una de esas explosiones manifestaba un elemento diferente, pero la que abundaba en cantidad era de fuego.
Flechas también llovieron sobre nosotros, sin embargo evitamos la mayoría de los impactos.
Algunas flechas lograron impactar sobre mi persona, pero para mi sorpresa, estas no me dañaron. Todo gracias a la túnica que me regaló Iris.

No voy a negar que el miedo no se apoderó de mí en esa situación, pero seguí fiel a mis instintos y seguí corriendo hacia delante.

Si no fuese por los jefes que me cubrieron estoy seguro que hubiera muerto varias veces.
Gracias a ellos pudimos invadir la muralla con apenas una baja.



Ahora que estoy de pie en la muralla, frente a mí, a unos 50 metros, está la mansión de Vazul.
Es una mansión muy lujosa, hermosa y sobre todo increíblemente grande. Debe ocupar el tamaño de dos manzanas completas o quizás más, y me inclino más por esto último.
Si alguna vez vieron Cribs en MTV, podrán darse una idea. Pero cambien el concepto de ver una mansión moderna del siglo XXI por el de una del siglo XVIII-XIX.

Del otro lado de la mansión puede verse un fulgor rojo-naranja que ilumina el cielo.

Gritos se escuchan en la lejanía.

Ignoro todo eso y me enfoco de nuevo en mi objetivo.

Aún hay algunos guardias rondando alrededor en el tramo que separa la muralla de la mansión, pero eso es secundario.
Insto a Erast a que despeje el camino para mí mientras corro hacia la mansión.
El grupo restante se quedará para encargarse de los guardias restantes y los que puedan llegar a aparecer.

A pesar de que el tiempo es mayor al que yo estimaba, aun así está dentro de lo aceptable. Pero en 20 minutos más como mucho, los guardias de la ciudad estarán pisándonos los talones y entonces el grupo de bandidos que contraté se irán a la mierda; bueno, al menos los jefes.

50 metros es una distancia que puedo recorrer en algunos segundos, pero con guardias aquí es más molesto de lo que puedan imaginar.
Este escenario me hace recordar, coincidentemente, al mapa “Mansion del Counter Strike”.
Kuo sería la rehén, Vazul el Terrorist y yo el CT.
Por un breve segundo me emocioné ante esto ya que es una increíble analogía, pero rápidamente volví a mis cabales.

Aun con este escenario donde los guardias molestan, con Erast a mi lado encargándose de dichas molestias, logro llegar hacia la mansión a salvo.

Hasta ahora todo bien. Aquí es donde se viene lo complicado.

En el costado de la mansión donde estoy hay una ventana de vidrio, la rompo y me escabullo a través de ella.
Por un segundo vacilé en entrar pensando que habría una trampa, pero mandé al carajo ese pensamiento.
Una cosa es ser precavido y la otra es ser un perseguido.

Una vez dentro, me hallo en un pasillo.
El describir como es sinceramente me parece una pérdida de tiempo. Después de todo al ser una mansión lujosa han de darse una buena idea.



Al rato de caminar unos 5 minutos por la mansión me hallé en lo que sería el hall; además, un dato importante, exceptuando los ruidos de las luchas que provienen de afuera (que apenas son audibles dentro de la mansión), la mansión en sí está extrañamente silenciosa; en estos pocos minutos que llevo caminando no he visto rastro de persona alguna.
Pensé que me toparía con algunos guardias o empleados en última instancia, a pesar de haberme colado… pero no hay nadie.
Por si fuera poco, el ambiente en esta mansión es casi sepulcral.

Mi primer pensamiento era ir directamente a la planta superior donde están las habitaciones principales, pero también está el hecho de que esta mansión puede– no, estoy seguro tiene habitaciones ocultas; además del clásico sótano.

Este hecho me puso intranquilo.

Sinceramente, el que no me pusiera a correr a lo loco por ahí buscándola me sorprendió.

El tiempo corre y cada segundo cuenta.

¡Piensa carajo, piensa! ¡Cada minuto que pasa es un siglo de tortura para Kuo!

Recapitulemos.
Analicemos la psiquis de ese bastardo.

Un tipo como Vazul, con una obsesión tan insana hacia Kuo, sin duda querrá disfrutar al máximo sus placeres.

Después de tantos años de espera, ahora que tiene a Kuo, querrá que todo sea perfecto.
Él no pensaría en mostrarle y aprovecharse de ella en un lugar andrajoso u oscuro; a modo de ejemplo se me viene a la mente una escena de “Isaura la esclava”. Él querrá mostrar un ambiente por demás “romántico”.

Y así llegué a una conclusión.



---- Planta alta de la mansión.

Unos minutos después de haber revisado el lado izquierdo de la planta superior y no haber encontrado nada, me dirigí al lado derecho.

Por cierto, este lugar es inmenso, está lleno de pasillos.

Mientras estoy por comenzar a revisar la primera habitación, un extraño y ligero aroma llama mi atención, pero este aroma no proviene de la habitación que tengo enfrente; sino, de otro lugar.
Por precaución decido cubrirme la boca y nariz con una mascada. Quizás ésta acción sea inútil, pero más vale prevenir que lamentar.

Sigo el rastro del aroma, y con cada paso que doy el aroma se hace más fuerte; doblo a mano izquierda en un pasillo y me detengo frente a una única puerta en este pasillo.
Los ornamentos y demás tallados en esta puerta eran distintos a las de las demás habitaciones, tiene cierto aire de magnificencia; pero ignoro eso y me centro en el peculiar aroma que escapa de este lugar.

No se necesita ser un genio para saber que las posibilidades de que dentro de esta habitación se encuentra la persona a quien debo rescatar y a la que debo asesinar.

Doy un fuerte suspiro y me preparo mentalmente para lo que vaya a encontrar dentro (además de preparar mi equipo para cumplir mi objetivo, claro está).

Tranquilamente abro la puerta e ingreso……

………
……


Primero que nada, no hubo trampa alguna esperándome al abrir y cruzar la puerta.

Dentro… la habitación–– no, decir “habitación” le queda corto; lo que entró a mi vista literalmente era un “Aposento real”. Un lugar bastante amplio, de al menos unos 20m cuadrados.
No es por pereza (bueno, en realidad sí), pero demás está describir sus características, buscando en google uno puede encontrar miles de ejemplos.
La belleza artística (…creo que es así) que yace dentro de éste “aposento” me dejó abstraído por un breve momento.

Vuelvo de mi abstracción temporal y camino con total tranquilidad; doblo un poco la mirada y fijo mi vista en una exuberante cama, como esas vistas en las películas de antaño; sin embargo, sobre esta cama, una figura sobresale.
Agudizo mi vista.
Observando de forma más detallada… hay dos personas en dicha cama.
Instantáneamente reconozco a una de las personas en esa cama–– “¡Kuo!” Es lo que iba a gritar… pero me abstuve de ello.

Ella se encuentra… ¿dormida? ¿Inconsciente? No, más parece como si estuviera sedada o similar. Pero… ¿cómo?
Hmm…
Este sofocante aroma… será posible que–– no, estoy seguro al 100% que este aroma es la causa.


Veo con detenimiento.
Ella se encuentra casi desnuda, apenas si lleva puestas sus bragas.

Sus hermosos y delicados senos se encuentran totalmente expuestos, haciendo que su aterciopelada piel brille bajo la luz de unos extraños cristales suspendidos en las paredes y el techo que iluminan esta habitación.

No sé si considerar afortunado o desafortunado el que ella se encuentre casi desnuda. Pero, siendo sincero, el que todavía ella posea sus bragas puestas… llenó de alivio mi corazón.

Verla en ese estado hizo que un “click” resonara en mi cabeza.

Mi vista se mueve hacia la otra persona, la persona que se encuentra encima de ella manoseando su pecho a la vez que juega con su pezón.

Una expresión de lujuria insana puede observarse en su rostro.

También, algo de baba puede apreciarse en el pecho de ella si se mira detalladamente.

Es extraño que al ver esto no me haya abalanzado en un arrebato de ira sobre este tipo.
Quizás es el shock del momento… …La verdad, no lo sé. Pero en toda mi vida, jamás le había deseado tanto mal a una persona.

Él se encuentra desnudo de la cintura para arriba.

Decir que tiene un lindo perfil y cuerpo bien tonificado me hace sonar muy maricón… aun así, ¡no jodas! Yo lo imaginaba como un gordo seboso o bien un orco como los del Señor de los Anillos.
La realidad es todo lo contrario.
Se parece al Red Ranger de Time Force, el del futuro, claro está. Pero Vazul tiene el pelo un poco más largo, haciendo que tenga un poco de flequillo.
El hijo de puta pasaría muy bien como un súper modelo noruego (Gah!).

Pronto, él deja de moverse.

Hasta hace un momento estuvo ignorando completamente mi entrada y seguía manoseando y frotando el pecho de Kuo, pero se detuvo de repente.

Su rostro, que hasta hace unos segundos tenía una expresión lujuriosa, cambió radicalmente a una fría y seria.

Arqueó ligeramente su cuello y pude notar su mirada penetrante.

Un frío intenso recorrió mi espalda cuando me encontré con sus ojos.
Sea lo que sea haya sido eso, puso todos mis sentidos en alerta extrema.

Yo no hago ningún movimiento y me mantengo a la espera. Mis instintos de supervivencia (ganados poco a poco al llegar a este mundo) me dicen que me mantenga al margen.

Lentamente comienza a bajarse de Kuo y de la cama con suma tranquilidad, se dirige hacia una silla y procede a tomar y ponerse su camisa.

Vaya, vaya. Un invitado no deseado acaba de llegar hasta aquí.
¡Qué diablos es lo que están haciendo esos guardias!


Ignoro lo que él dijo y mantengo mi guardia en alto.

Mi plan original era atacarlo tan rápido como lo reconociera, pero ahora sé que si me mando a lo tonto estaré firmando mi sentencia de muerte.

Y yo que estaba disfrutando de una muy deliciosa cena. *Suspiro*

Sabía que esas estúpidas bestias se iban a arrepentir de nuestro trato e intentarían una jugada.

A pesar de que me tomé las molestias de contratar y desplegar a varios guardias, mercenarios y uno que otro aventurero para proteger los alrededores de mi mansión, pensar que todos resultaron ser unos inútiles.

¡En serio! Cómo es que dejaron que un… ¿hombre bestia? Hmm……


Su anterior expresión cambió a una de confusión.

Tú… no eres un hombre bestia, eres un humano.
Que extraño, pensé que esas bestias estaban atacando, supongo que me equivoqué. Sin embargo…


Es un disgusto para mi conocerte Vazul –dije burlonamente mientras lo interrumpí.

Este ataque a tú mansión es orquestado por humanos. Humanos que te detestan y aborrecen con todo su ser por los crímenes que cometiste y de los cuales quedaste impune.

No sé nada de esos hombres bestias que mencionas. Pero, viendo a esa joven inconsciente ahí, parece que también los ofendiste a ellos.


Hmph.
Así que, ahora que mi padre está muerto, el populacho vio la oportunidad perfecta para sublevarse contra su señor.


Esto demuestra cuán odiado eres realmente por todo el mundo.

Ahh, ahh, ahh, pobre de mí. Qué voy a hacer ahora… –exclamó de forma monótona y burlona.
Bueno, no es que me importe tampoco.
Inicialmente planeaba mantener las políticas de mi padre y que todo fluya como venía haciendo.
Pero ahora que esos tontos se han sublevado… mmm… ¿qué debería hacer?


Qué tan confiado está este tipo para estar calmado aún en esta situación.
No es que lo que yo haya dicho sea verdad, pero para que él actúe de forma tan arrogante.


……¡Ah, ya sé! Simplemente voy a oprimirlos e intimidarlos a todos a través de la fuerza; cada día violaré a las esposas e hijas de esos tontos, y lo haré frente a ellos. Una vez haya saciado mi lujuria mataré a cada hombre que osó oponerse a mí.
Hmm… pero eso dejaría una gran cantidad de muertos. ¿Qué podría hacer con tantos cadáveres? Además la hambruna afectará enormemente debido a la falta de mano de obra…
¡Cierto! Simplemente usaré sus cuerpos para alimentar a mi pueblo. También, si sobra carne, la exportaré como un nuevo producto de algún animal exótico o algo así.

Soy un genio cuando me lo propongo.

Claro que haré todo eso una vez me haya deleitado con el cuerpo de esta chica.

Sí, ese será un buen castigo para esos campesinos inútiles.


¡Dios mío! ¡Este tipo está realmente está desquiciado! ¡Con qué clase de enfermo estoy tratando!

Bueno, volviendo al tema.
Supongo que debo agradecer a mi buena fortuna que la persona delante de mí sea un humano.


¿Eh? ¿A qué te refieres?

¿No es obvio? Lo dije al principio. Es por eso que odio al populacho, ya que todos carecen de cerebro.

Si el invasor fuese alguna de esas bestias estaría preocupado. A pesar de que preparé algunas contramedidas para ellos, a final de cuentas mis posibilidades de ganar en un 1 vs 1 siguen siendo bastante bajas.
Ahora, si se trata de otro humano, tengo plena confianza en mí fuerza.

……Supongo que ya hemos hablado demasiado.
No voy a extender más está fútil charla para que lleguen tus refuerzos.

Ahora estoy muy molesto porque interrumpiste mi diversión y comida que tanto esfuerzo me costó conseguir… Así que…, ¡MUERE!


Más rápido de lo que mi vista pudo percibir, él desapareció al momento terminó su diálogo.

El espacio se tornó borroso a mí alrededor; y después oscuridad. Muy similar a la vez que llegué a este mundo, pero… la sensación es muy diferente.

Un fuerte– extremo dolor se extendió al instante por gran parte de mi cuerpo, seguido de un fuerte ruido de algo rompiéndose.

Para cuando recobré mis sentidos y mi vista se aclaró, pude observar a Vazul en una pose que me recordó a un peleador de Muay Thai.
Para ser más preciso, me recordó a Tony Jaa.
Él está apoyado sobre una de sus piernas mientras levanta la rodilla de la otra pierna por encima de su cintura y con su codo derecho como si estuviera apuntándome.

No sé mucho de Muay Thai (sólo algunas cosas y lo peligroso que puede ser si se usa fuera de las regulaciones establecidas), y dudo que Vazul sepa siquiera los movimientos, y más aún, el nombre de dicho arte marcial, debe ser una mera coincidencia, pero si remotamente existe la posibilidad de que no fuera así… …entonces estoy en un gran problema.

No sólo eso, su ataque fue tan poderoso (y peligroso) que me mandó a volar contra un mueble. Eso explicaría el fuerte dolor que siento en mis costillas, cabeza y espalda (éstos 2 últimos por el impacto).
Además, siento alivio al saber que el crujido que escuché de algo rompiéndose no eran mis huesos, sino, el mueble que se hizo mierda.
Ahora, el por qué sigo vivo después de ese ataque no se debe a un milagro (quizás sí), sino a la túnica que me regaló Iris.
Sabía que esta túnica tenía una alta defensa, ya que me protegió contra la lluvia de flechas para cuando me aventuré a la mansión, pero todo tiene su límite.
El dolor que siento por su golpe es prueba de ello.

¿Oh, sobreviviste a eso? –él habló con burla y desdén.
Creí haberte matado después de ese ataque ya que golpeé de lleno tus costillas para quebrarlas y así perforar un pulmón.
Incluso me arriesgué al atacarte mientras estabas sin guardia pensando que podría ser una trampa.


Apenas escuché la mitad de lo que él dijo. Me concentro más en aguantar el dolor que aflige a mi cuerpo y tratar ponerme de pie.

Sin embargo, hay algo a destacar.
La información que reuní previamente de él está totalmente alejada de la verdad.
Tampoco es que haya creído todo lo que me dijeron. Pero nunca creí que hubiera tal abismal diferencia entre el rumor y la verdad.

Jajaja. Veo que estás sorprendido por la fuerza que acabo de mostrar. Es algo fuera de tus expectativas, ¡¿verdad?!
¡Jajajajaja! –rió como loco fuertemente– ¡Sí, esa es la expresión que tanto ansiaba ver cuando mostrara el poder que adquirí!


Él siguió riendo y regocijándose en su euforia.
Después de unos segundos, paró de reír pero todavía ostentaba una sonrisa maliciosa; la sonrisa de un psicótico.

Tú debes ser el más fuerte o el líder de entre toda esa chusma que se está sublevando, ¿cierto? Por eso es que viniste solo creyendo que podrías conmigo.
¡Hmph! Tontos ignorantes.
No obstante, supongo que debo agradecer que sea así.
Cuando muestre tú cabeza cercenada a todos, la sublevación cesará.

Ya he perdido mucho tiempo y mi comida –su vista se centró en Kuo– se enfría
Te asesinaré rápido para poder disfrutar de ella.


¡Hijo de puta!

¡Kuh! ¡Maldición, ese rodillazo realmente me está afectando más de lo que creí!

Ya estoy haciendo un gran esfuerzo en aguantar el dolor y mantener la compostura frente a él.
Si recibo dos o tres golpes más de igual magnitud no creo ponerme de pie de nuevo.
Para colmo el tiempo transcurre y pronto los guardias de la ciudad vendrán a poner fin a toda esta faramalla de “rebelión”.

Supongo que no me queda otra opción más que usar “eso”.

Además, esto no es un manga shonen donde esperaría despertar u obtener un Power Up de una situación crítica.

Soy más realista que esos tontos pseudo-protagonistas y no espero que un milagro surja de la nada.

Sólo me queda poner en uso lo que aprendí de psicología con mi profesora Silvia.

Dada su personalidad, espero funcione.

*Suspiro*

Ya veo.
No cabe duda de que eres muy diferente a como te describieron. Y me refiero a tu fuerza, en todo lo demás eres tal cual cada palabra dicha……

……Eso no era un cumplido, así que deja de sonreír tan asquerosamente.

Siendo sincero, en mi estado actual mis posibilidades de ganarte son nulas.
Claro, a menos que use esto.


Le mostré un frasco que contiene un líquido cristalino.

¿Y eso es…?

Una droga experimental.

Te jactas de tu fuerza, ¿verdad? Te crees muy salsa, ¿no es así?
Si me derrotas después de yo haber usado esto, ten por seguro que podrás obtener la confianza de ganarle a un hombre bestia.


Cuando mencioné a los hombres bestia todo rastro de su expresión anterior se desvaneció como si nunca hubiera existido.
Una expresión de total seriedad la reemplazó.

¡Wow! El ambiente cambió radicalmente. Ahora, ¿habrá mordido el anzuelo?

Seguro más de uno se preguntará porque no bebí directamente el contenido del frasco ni bien lo saqué.
Las posibilidades de que él se abalance sobre mí y me interrumpa eran altas. Además, ese es el único frasco que poseo. No me iba a arriesgar y disminuir todavía más mis posibilidades de victoria.

Entonces, si te bebes eso y te derroto, ¿podré ganarle a esas bestias inmundas?
¡¿Te estás burlando de mí?! ¡Ya me cansé, te mataré ahora!


¡¡¡Entonces vive con el temor de que los hombres bestia asalten tú propiedad en medio de todo este caos!!! –grité a todo pulmón.



El silencio reinó durante unos segundos.

Hazlo rápido –dijo.

¡Él cayó! ¡Para mi buena suerte, él cayó!.

Bebe de una vez el contenido.

La inseguridad y dudas de un hombre cuando este está desquiciado puede ser su más grande debilidad… o fortaleza.

Arriesgué todo a esa simple posibilidad… y gané.

Rápidamente bebo todo el contenido y procedo a arrojar el frasco una vez terminado.


Parte 9

Cabe resaltar algo muy importante sobre la “droga–– fármaco”, pero antes…

Olvídense de todos esos clichés donde a través de una “medicina” (u otros medios) el prota despierta su poder dormido, pide prestada la fuerza de un monstruo sellado en él o su propio demonio interno. Tampoco hará de conexión con una antigua vida donde era un Badass rompe ovarios… Na’ah, nada de eso.
Este fármaco no despertará ningún poder en mí ni me dará poderes especiales.

Es un simple fármaco que inhibirá y estimulará los diferentes Sistemas Nerviosos (ej: SNC, Simpático, Parasimpático, y otros.) de mi cuerpo, provocando respuestas fisiológicas, psicológicas y bioquímicas.

Podría decirse que es mi carta de triunfo, pero el riesgo que conlleva usarlo es muy alto para un simple humano como yo que carece de la energía mágica que los seres de este mundo poseen.

El fármaco está hecho de una rara flor llamada Feigr; que, increíblemente, significa algo así como “Destinado a Morir”.
Qué curioso, ¿verdad?
Y lo más interesante es que se parece un poco a la Brugmansia, también conocida como Trompeta de Ángel.
Aunque posee diferencias, como sus hojas multicolores.

Cuando Meyer me explicaba sobre la flora del bosque omitió esta información, señalándole su error él puso una expresión rígida, pero después suspiró y pasó a explicarme.

Resulta que esta flor, Feigr, es muy importante para un producto llamado “Poción de Concentración”.
Muy popular entre los aventureros, ya que amplifica temporalmente la fuerza física y mágica de la persona.
Esta poción ha salvado a muchas personas en situaciones críticas de batalla.
Aunque es un tanto cara no es imposible de conseguir para el aventurero promedio.
La razón de ello es……
Durante una semana cada año varios aventureros van en busca de esta flor.
Estas florecen en zonas con una densa energía mágica. Ejemplo, ciertas áreas del bosque que está cerca de la aldea de los hombres bestia posee altas concentraciones de energía mágica. Pero como está plagado de monstruos muchos no se atreven a acercarse.

Continuando. A pesar de que florece por muy poco tiempo la energía mágica concentrada en estas flores es inmensa. Tanto así, que vuelvo a repetir, con una sola flor se hacen cientos de pociones.
Obviamente requieren de un procesamiento de refinamiento y dosificación del cual no tengo ni idea.

Ahora, la razón del por qué su nombre tiene como significado “Destinado a Morir” (obviamente omitiendo el hecho de que se parece a la Brugmansia), se debe principalmente a la savia que la recorre.
Aunque la mayor concentración de energía mágica se halla más en otras partes de la flor (como sus hojas), la savia posee poderosos alcaloides que sirven como reguladores.
Por eso es de vital importancia que la savia sea mezclada junto con el resto de la flor para crear la poción.

Bueno, llegué a esa conclusión cuando Meyer y Ursa me contaron sobre esta flor y los efectos que causaba.
Es una simple hipótesis.

Ursa y Meyer tenían guardado unas 3 flores que planeaban venderle a Farell en su visita a la aldea. Pero como sucedió todo este asunto con Vazul y Farell teniendo prohibido venir a la aldea, me vino como caído del cielo.

Yendo ahora a lo principal; a pesar de haberme explayado tanto.
Con todo lo anterior mencionado, podrán darse una idea de a donde quiero llegar, ¿verdad?

Ingerir la savia por si sola es una locura.
Es como consumir todas las drogas de una fiesta electrónica al mismo tiempo. ¡¡¡Y me refiero a TODAS!!! Sin dejar nada para los demás (qué mala onda, ¿no?).

Meyer y Ursa fueron testigos de aquellos que en una idea sólo bebieron la savia.
¿El resultado?
Aquellos que la consumieron ganaron una gran fuerza física, destreza, sus reflejos mejoraron considerablemente, pero no duraron ni un minuto antes de desplomarse en el suelo sin vida.
Tristemente esos que murieron eran amigos suyos de cuando ellos viajaban por el continente.



Si mi hipótesis es correcta; ruego porque mi cuerpo aguante ese minuto.


Parte 10

Después de que la savia fluyera a través de mi garganta, conté 3 segundos hasta que comencé a sentir sus efectos… sus poderosos y rápidos efectos.

¡Kuh-¡ ¡Agh-¡ –Exclamé de forma ahogada mientras abrazaba mis hombros.

No hay sinónimos suficientes para describir el terrible dolor que siento ahora mismo.
Mi cuerpo entero tiembla.
Mis piernas están a punto de desfallecer al perder gran parte de su fuerza.
Siento como mi respiración está entrecortada, como si me ahogara.
Mi frecuencia cardiaca está fuera de ritmo. Puedo sentir a mi corazón latir con intensidad; dos o más veces lo normal. No sería extraño que me dé un paro cardiorrespiratorio.

Mi visión ligeramente se va tornando de color rojo.
Viendo el piso, pequeños charcos se forman a medida que gotas de sangre caen en él.

El dolor me invade activando cada nervio sensorial de mi cuerpo queriendo hacerme gritar con todas mis fuerzas.

“¡AGUANTA! ¡AGUANTA! ¡AGUANTA!.” Sólo ese pensamiento llena mi mente mientras mi cuerpo se retuerce en agonía.

¡No mueras ahora!
…No mueras sin llevarte a tu enemigo (Vazul) contigo a la tumba.

Este dolor es nada comparado con lo que Kuo tuvo que sentir durante toda su vida.

De nuevo el sonido como un de click resonó en mi cabeza. Y……

El tiempo parecía haberse detenido. O al menos esa impresión me dio.

El dolor que carcomía todo mi ser se desvaneció en un instante.

O al menos tengo esa sensación. Sin embargo, hay una ligera corriente eléctrica recorriendo mi cuerpo.

Se me vienen a la mente tantas cosas de lo que podría estar pasando conmigo en este momento. Pero ignoro todo eso y me concentro en lo que tengo frente a mí: un inmóvil Vazul cuya expresión anterior no ha cambiado nada.

¿Será esto un efecto causado por los psicotrópicos de la savia? ¿La epinefrina que mis glándulas suprarrenales están produciendo en cantidades anormales-mortales? ¿…Hmm?

Sin previo aviso la figura de Vazul se mueve a una velocidad a la que puedo seguir con mi vista.

Aclaro, no es como si él ahora se moviera en cámara lenta a lo matrix, sino que se mueve a la velocidad una persona promedio o quizás un poquitín más lento.

Ya veo, este es el fenómeno llamado “Dilatación del Tiempo” causado por el exceso de información que el cerebro recibe para la supervivencia.
Aunque quizás sean otros factores.
Bueno, el cerebro humano es una caja de misterios, y ahora no es el momento adecuado para ponerme a pensar en ello.


Moviéndose a una velocidad a la que puedo percibir para poder defenderme, esquivo el ataque inclinándome a mi derecha.
Puedo notar una expresión de asombro en su rostro ante este evento. Sin embargo, no voy a darle tiempo para que reaccione. Tengo que acabarlo lo más rápido posible, antes de que mi cuerpo sucumba por la savia.
De forma rápida dirijo mi brazo derecho a sus costillas, como si quisiera golpearlo. Obviamente mi intención no es esa, sino, usar la ballesta oculta para lanzar un dardo y acabar con su vida.
Él se recupera de su estado de asombro y logra esquivar a duras penas el “golpe”.
Tomando distancia de mí se detiene y examina sin tocar su costado izquierdo.
Hay un gran corte en la camisa… pero no en su cuerpo.

¡Tch, fallé!

Ya veo.
Parece que no es mentira lo que dijiste antes. Realmente te has vuelto más fuerte.
Me sorprendí bastante cuando esquivaste mi golpe y realizaste ese contraataque. Incluso lograste rasgar mi camisa.


Hago caso omiso de lo que dice y me abalanzo sobre él.

Sólo necesito que un golpe impacte y todo habrá terminado.

Mi velocidad, gracias a los alcaloides de la savia, ha aumentado considerablemente. Aun así, puedo sentir como mis músculos se contraen con cada movimiento que hago causándome un terrible dolor.
Es como correr mientras tienes calambres en ambas piernas.

Cuando me acerco lo suficiente para poder “golpear” su abdomen, él desvía mi ataque con su puño derecho.
Y, en respuesta a mi fallido ataque, logra darme un codazo en un costado de la cara (mejillas-mandíbula) haciéndome retroceder un poco tambaleando.
Trato de mantener mi equilibrio y recuperarme, pero fue un error de mi parte perderlo de vista durante ese breve momento.
Sin desaprovechar esa oportunidad rápidamente y con un gran impulso me da de lleno un rodillazo en centro del pecho mandándome a volar contra la pared.

La fuerza de ese impacto me hizo sentir como mis huesos crujían. No sólo eso, el sonido de vidrio rompiéndose (los frascos) proveniente de atrás mío solo agrava la situación.

El aire me falta y mi visión se torna borrosa.
Casi no puedo sentir mi brazo derecho y mi hombro izquierdo parece estar dislocado por el impacto contra la pared.
Puedo sentir como la sangre sale de mi boca como si fuera una canilla de agua.

Que no me esté ahogando por mi propia sangre o falta de oxígeno es un milagro.
Y lo digo porque parece que creé un pequeño cráter en la pared. Veo restos de escombros desperdigados en el suelo.

Tristemente subestimé mi velocidad. No es lo suficientemente rápida como para hacerle frente.
Si estoy a la defensiva tengo oportunidad de victo–– sobrevivir, pero si voy a la ofensiva… me temo que no soy rival.

Ahora sí que metí la pata.

¿Eso es todo? Creí que darías más pelea.

Me sorprendí cuando esquivaste mi ataque, pero al final parece que sólo fue suerte.
Supongo que yo tengo la culpa al dejarme llevar por ideas tan tontas ante éstos eventos de rebelión y tu monólogo final sobre las esas bestias.

Se acabó el tiempo de juego. Le pondré fin a tu miserable vida.


…Conque así termina mi vida, eh. No duré ni 20 segundos.

Al final… sólo soy un humano común y corriente que no cuenta con ningún poder o habilidad sobrenatural.

Que haya llegado tan lejos sin duda es un milagro.


Es una lástima que tenga que morir así sin haber cumplido ninguna de mis promesas.
………
……

¡Síp! ¡Realmente es una verdadera lástima que tenga que morir sin cumplir ninguna (excepto una) de mis promesas!

Ya es tiempo para que los efectos se hagan visibles.


Pfff… Jajajajaja.

Mientras él se acerca a paso ligero hacia a mí, comienzo a reír.
No es que haya enloquecido o algo así.
Alguna vez se golpearon sin querer en algunas áreas sensibles del cuerpo (genitales no) y se ponían a reír para ignorar o por el dolor.
Bueno, puede decirse que esta situación es algo similar.

¿Qué es tan gracioso? ¿O acaso has enloquecido ante la inminente muerte que te espera?

Haciendo un gran esfuerzo trato de juntar toda la energía que me queda para hablar con normalidad.

No, no es eso. Bueno, quizás la mitad de eso sea verdad.
Es sólo que… mmm, como debería decir esto sin que suene tonto……
…..¡Changos! No se me ocurre nada
Ah, al carajo, lo diré rápido.
Tú también vas a morir debido a esa camisa que traes puesta.


¡¿Eh?!

Con una expresión de confusión detiene su caminar y examina la rasgadura de la camisa.
Y, para mi buena suerte y su ignorancia, él toca con sus dedos el área donde está el corte.

Quizás si hubiera imbuido el dardo con el veneno de la rana de mi mundo estaría ahora mismo rogándole a los cielos que este improvisado plan funcionara. Ya que dudo mucho que su veneno impregnara todo el corte.
Pero, tratándose de una rana de este mundo con 2 o 3 veces el tamaño de una Phyllobates y que encima puede hacer retroceder del miedo a personas tan fuertes como Ursa, Meyer y Wolfgang… Je; entonces tengo plena fe de que este plan funcionará.

Cuando imbuí los dardos con el veneno de las ranas me aseguré de imbuir el 70% del mismo para formar en cada uno una capa acuosa-viscosa.

Antes de la incursión a su mansión comprobé el estado de los dardos. Teniendo extremo cuidado al retirarlos de la ballesta pude comprar que esa capa se mantuvo fresca. Era como si el mismo dardo exudara el veneno.

Y ahora puedo ver como sus dedos son lubricados con ese mismo veneno.

He ganado –dije con total calma mientras intentaba ponerme de pie.

¡¿Ah?! ¡¿De qué mierda estás–––?!

Súbitamente, y sin terminar su frase, se percata y observa como su mano (con la que tocó el veneno), antebrazo y finalmente el brazo derecho comienza a temblar sin control.

Para que tenga un efecto casi instantáneo el veneno de la rana de este mundo debe ser más poderoso que el de la Phyllobates. Aunque tengo dudas sobre si causará los mismos síntomas.

Siguiendo el temblor de su brazo otras partes de su cuerpo comienzan a temblar de igual manera.

¡¿Q-qué… di-dia…blos me hici-cis…te?!

Su hablar entrecortado alivia de lleno mis preocupaciones.
También puedo ver como comienza a sudar profusamente.

Parece que está situación me ha excitado (no de manera sexual) y siento como mis fuerzas van en ligero aumento.
El efecto de la savia todavía parece estar activo liberando epinefrina. Pero los psicoactivos parecen haberse detenido ya que un profuso dolor comienza a inundar mi cuerpo lentamente.

*Suspiro* ¿Alguna vez escuchaste hablar de la Batracotoxina?
……Esa expresión de confusión que haces me da tu respuesta.
En resumen, es una toxina por demás muy letal. Tanto así que no existe antídoto alguno para tratarlo.
Nada ni nadie sobrevive una vez hay contacto físico con este veneno.
Si tienes suerte morirás en unos cuantos segundos. Caso contrario… sufrirás como nunca antes en toda tu vida.
Y ese todavía sigue siendo un pequeño precio considerando todo el dolor que causaste a tantas personas.


¡M-mal…dito seas! Yo… no… pienso morir.

Su respiración se pone cada vez más agitada. Hasta le cuesta siquiera moverse.
Sus músculos parecen haberse contraído hasta tal punto que puedes ver la mayoría de sus venas.

Normalmente tomaría unos pocos minutos (3 a la larga) para que la persona muera cuando hace contacto con el veneno.
Pero viendo cómo el veneno reacciona de forma tan acelerada en él, solo confirma mi hipótesis de que el veneno de la rana de este mundo es mucho más letal de lo que creí.

No. No qui…e…ro m-mo…rir.

Lágrimas comienzan a correr por sus mejillas.

Tienes miedo de morir, ¿verdad? Nunca en toda tu vida sentiste tanto dolor, ¿cierto?
Así se sintió Kuo cada día desde el momento en que te conoció.


Aun con todo el dolor que su cuerpo sentía, él mostró sorpresa.
Además, a estas alturas era innecesario seguir actuando y fingiendo como si no la conociera.

Tú sorpresa es comprensible. Sin embargo, a diferencia de ti, mi amor hacia ella es sincero.
Es por eso que vine aquí por convicción propia para rescatar a la mujer que amo de un loco obsesivo.

Te devolveré tus mismas palabras: “Se acabó el tiempo de juego. Le pondré fin a tu miserable vida”.


Si… …m-mo…rir… …varé… …migo.

Tambaleándose como si fuera un delgado árbol sometido al fuerte viento de una tormenta, él exclamó esas palabras……

¿Eh? ¿Qué fue eso?

……Y lentamente se fue acercando a Kuo.

Mis ojos se abrieron de par en par al ver que se dirigía hacia ella.

Aunque no entendí por completo lo que él había dicho, sus intenciones eran más que claras.

Una furia y locura extrema se apodera de mí.

Yo, que me mantenía de pie a duras penas, me muevo a toda prisa.

Gracias a mi estado de locura y desenfreno mi fuerza volvió para dicha acción.

Agarro la silla en la que previamente estaba su camisa e ignorando todo el dolor que sentía mi cuerpo me abalanzó sobre él.
Con toda la fuerza que pude reunir en mi brazo derecho lo golpeo con la silla haciendo que ésta se rompa en pedazos por el impacto contra su torso y cara mandándolo a volar contra una cómoda.

Sangre salpicó por todos lados cuando lo golpeé con la silla.

Ese bello rostro que tenía quedo parcialmente desfigurado por el golpe.

Quejidos y llanto de dolor inundan la habitación.

Lentamente y a paso firme me acerco a él manteniendo una distancia de 2 metros entre nosotros, por si las moscas.

A pesar de que él se encuentra en un estado lamentable, confiarme de que ya gané mientras todavía respira sería tonto de mi parte.

Sus quejidos y llanto se van transformando en palabras…, palabras como: “Lo siento”, “Perdóname”, etc.

Francamente me importan poco sus disculpas.

Todo el daño que causó (a Kuo) no tiene forma alguna de redención y nunca la tendrá.

Es hora –dije.

Con sumo cuidado retiro la riñonera que contenía los venenos de mí espalda.
Por fuera parece intacta y no se ve que el contenido de los frascos en su interior haya escapado o salpicado fuera a pesar del fuerte impacto.
Eso me tranquiliza ya que demuestra que no he sido envenenado. Sin embargo, sólo al sostenerla me doy cuenta que todo el contenido interior ahora es inutilizable.
Desabrocho el seguro y arrojo la riñonera hacia el cuerpo de Vazul. También me deshago de los guantes con los que toqué la riñonera, por si las dudas.

El contenido de la riñonera escapa de éste y comienza a esparcirse por el cuerpo de Vazul.

De forma rápida su cuerpo comienza a convulsionar bruscamente a la vez que espuma escapa por su boca.
Sus ojos se tornan blancos.

Una situación muy bizarra que me recordó en parte a la película “El Exorcista”.

Un desagradable y fuerte ruido de diarrea hace eco en la habitación, seguido de un fuerte olor que golpea mi nariz.

Movido más por lo desagradable que fue eso que por mi odio hacia él (…creo), reúno toda la fuerza posible en mi brazo derecho, apunto hacia su cabeza y decido terminar con esto.


Parte 11

En un largo pasillo que conduce directamente hacia las escaleras del hall de la mansión, me hallo cargando a Kuo en mi espalda.
Cargarla y sujetarla con un solo brazo y el resto de mi cuerpo a punto de desfallecer es bastante difícil.
Sólo me mantiene en pie la tan llamada “fuerza de voluntad”.

No sé cuánto tiempo ha pasado desde que dejamos la habitación donde estaba ella, pero el olor y un ligero rastro de humo del incendio que causé adrede ya nos están alcanzando.
Y eso es algo que me preocupa bastante. Por eso con anticipación cubrí su nariz y boca con un barbijo sellado en su empaque que tenía en mi kit de primeros auxilios, el cual guardé en mi bolsillo.



Antes de dejar la habitación donde me enfrenté a Vazul (y donde yace su cadáver) utilicé todas las botellas de licor que estaban sobre un mueble similar a una mesa de luz para causar un incendio.
Rocié todas las partes y objetos inflamables de la habitación; obviamente incluyéndolo a él también.

Recuerdan que había asustado a los bandidos de los barrios bajos con la canción One Winged Angel diciéndoles que iban a arder y todo eso. Bueno, eso no era una mentira del todo.

Antes de entrar a la habitación de Vazul dejé fuera de la puerta dos objetos importantes que son parte de mi plan original. (También mi celular. No iba a dejar que se rompa en la pelea.)

Uno es un mineraloide similar al Ópalo de Fuego de mi mundo. Posee impregnada magia calórica de forma natural en él.
Ursa me lo dio y me explicó cómo se usa (al igual que sus ventajas y desventajas).
Comúnmente es usado por las personas en este mundo para calentar sus casas cuando el invierno azota.
El otro es la planta llamada Ílio dilitírio (de unos 15cm) que conseguí en el bosque que bordea la aldea de los hombres bestia. Y créanme que esta planta pondría muy feliz a aquellos que estudian y desarrollan nuevas armas químicas.
Para resumir. Si esta planta es quemada o expuesta a altas temperaturas, varios procesos químicos se desarrollarán en ella haciendo que su savia se transforme en un corrosivo muy, pero muy potente. Como si del ácido de “Alien (Xenomorph)” se tratase. Y ahí no termina, también libera un gas muy tóxico.

Volviendo a lo principal.
Tomé el Ópalo de Fuego (que a pesar de que posee otro nombre decidí llamarlo así porque es igual) y una parte de él lo puse en contacto con los restos del mueble que rompí cuando choqué con él.
Éstos están empapados con alcohol. Después apoyé la planta sobre el ópalo.

Para que el ópalo comience a arder y emanar calor requiere de una estimulación calórica externa. Sin embargo, no necesariamente tiene que ser una fuente poderosa y continua. Conque un fósforo o cigarrillo encendido toque el ópalo durante un segundo alcanzaría.
A pesar de que yo no poseía nada de eso conmigo encima no estaba alarmado.
Si recuerdan bien hubo algo ardiendo durante todo este tiempo en la habitación… ¡El incienso!

En una esquina de la cama estaba el porta incienso cuya forma era una pirámide.
Dentro de éste podía verse las brasas del incienso.

Antes de arrojar las brasas del incienso al ópalo moví a Kuo fuera de la habitación.

El Ópalo de Fuego tiene una característica especial; siempre y cuando no sea dañado el núcleo del mismo será estable. Si se daña, desencadenará una explosión de llamas a altas temperaturas. Pero es muy difícil que sea dañado ya que su dureza es la mitad (o un poco más de la mitad) de la de un diamante.
Entonces se preguntarán: ¿qué podría dañar a algo tan duro…?

……Si pensaron en la planta… Encontraron su respuesta.



Sigo avanzando a través del pasillo. Todavía estamos a 50 metros –estimo– de las escaleras del hall, pero en mi estado actual parecen 5 kilómetros.

Después de la explosión del Ópalo de Fuego y ver parte de la mansión arder en llamas, Wolfgang y los otros deben haber entrado en acción según mi plan.
Esa era la señal que ellos tenían que esperar. Sólo espero que no haya sido demasiado tardía ya que desde hace un buen rato no escucho explosiones o ruidos de asalto en el exterior.

Para evitar mirones o cualquier otra cosa que pueda poner en evidencia a los hombres bestia les dije que nos encontráramos en el hall.

Kuo, sólo unas decenas de metros más y serás––

Sin terminar mi frase siento mi conciencia desvanecerse por un breve momento. Pero ya era muy tarde, y en mi estado actual no pude hacer nada para evitar caer al suelo como si fuese un títere al que le cortaron sus cuerdas.
Salvo usarme a mí mismo como colchón para evitar que Kuo salga lastimada.

El impacto de la caída, más el peso de Kuo en mi espalda, hizo presión en mi pecho cortándome el aire.

Después de colisionar y rebotar sobre mi espalda ella rodó unos 2 metros a mi izquierda.

Mierda, esto es malo. Mi cuerpo ya está en su límite.

El tiempo corría y cada segundo desperdiciado disminuía la posibilidad de escape para Wolfgang junto a Kuo.

No puedo permitir que esto termine así. Pero ya no tengo más fuerza en mi cuerpo para continuar.


El humo cada vez se hacía más espeso y viendo de reojo un fulgor rojo-naranja-amarillo se hacía presente a la distancia.

Al menos…… Si al menos ella pudiera salvarse no tendría ningún pesar después de morir.

Pensamientos vagos cruzaron mi mente. Hasta que……

¡No! Todavía tendría un pesar en mi vida. Si no le digo lo que siento, me arrepentiría incluso en el más allá.

Con mi vida a punto de extinguirse decido confesármele.

Además, creo firmemente que Wolfgang y los otros notarán que algo ha pasado si demoro mucho y vendrán hacia aquí.

Kuo... –dije, mientras que, como un gusano, intentaba arrastrarme hacia ella para tomar su mano.

A diferencia de antes, el fulgor rojo-naranja-amarillo fue reemplazado por llamas.

Yo… te… a……

Corto mis palabras abruptamente.

El tiempo transcurre.
Con mi mente en calma me pongo a pensar: “¿qué es lo que esperaba al confesarme en este tipo de situación?”
Me pongo a pensar seriamente en ello… Y llegué a una conclusión.

Por alguna razón –excluyendo mi estado actual– mi pecho (corazón) se sentía oprimido.
Más que alegría sólo agonía hubiera llenado ese pesar. A la vez que un sentimiento de derrota era añadido.

“¿Soy tan patético que intenté usar de excusa mis últimos momentos para confesarme?” Pensé.

Solamente fueron unos segundos, sin embargo, tomé mi decisión.

El cuerpo humano es una maquina increíble. Si uno se lo propone es capaz de crear “milagros” en los momentos más necesarios. Y yo no desestimé esa opción.

Aprovechando los pocos segundos que “descansé” al desplomarme, hago un último esfuerzo en levantarme –o al menos ponerme de rodillas.

Cuando logro esto último, me quito la túnica que me dio Iris y la coloco encima de Kuo.

Si puedo ganarle a Kuo al menos unos segundos y así evitar que su frágil cuerpo sea consumido por las llamas hasta que Wolfgang y los demás lleguen, entonces valdrá la pena todo mi esfuerzo.

Así debió haberse sentido Sam cuando cargó y llevó a Frodo hacia el volcán para destruir el anillo.

El abrasador infierno de las llamas ya se hacía presente a unos cuantos metros de nosotros.
La presión y el calor en esa área son tan grandes que el estruendoso ruido de los vidrios de las ventanas quebrándose era fácilmente audible.

Con mis rodillas temblando y ahora si a punto de desfallecer, le digo mis últimas palabras…

Voy a rogarle a las estrellas,
que donde estés te vaya bien.
Que no haya nadie en esta tierra,
que te vaya hacer sufrir.
Que sepan darte en otros brazos,
lo que soñaba para ti…


Esa estrofa no la invente yo.
Corresponde a una de mis canciones románticas favoritas.
Nunca pensé que la usaría en esta situación, pero es lo más acertado que se me pudo ocurrir.

Cuando termino de decir esa estrofa, y quizás porque inconscientemente yo lo deseaba, creí ver un ligero movimiento en sus orejas.

Mis ojos lloran. Si es por tristeza o por el humo… no lo sé.
Mis parpados pesan y la cabeza me da vueltas.
Mi cuerpo se balancea ligeramente como un péndulo.

Las llamas del incendio se fortalecen.
Trozos del techo en llamas caen no muy lejos de nosotros.

Sin más energías para sostenerme, mi cuerpo se desploma.

¿Cuántas veces van con esta que termino en un estado tan lamentable?
Sé que lo dije antes, pero en serio… debo dejar que se vuelva costumbre.

El sueño y cansancio se apoderan fuertemente de mí.
Ya no me era posible mantenerme más tiempo consciente.

Kuo…… Si Dios… me regala otra vida… volvería a quererte otra vez.



{ 3 comentarios... read them below or Comment }

  1. que pasa despues no podre estar tranquilo estos dias.
    gracias men por el capitulo

    ResponderEliminar
  2. primero, gracias por el capitulo, de verdad una de las mejores obras hecha por amateurs.
    segundo, presiento que el renacerá como hijo de la zorra(se me olvido el nombre xwx); seria como
    -hola, morí y renací,¿así que ahora soy un hombre bestia?- creo que me suena.....

    ResponderEliminar
  3. por fin!!!! que suerte que volvio un nuevo capitulo, realmente lo estuve esperando! Excelente trabajo

    ResponderEliminar

- Copyright © 2013 Shadow Hunter Translator - Powered by Blogger - Distributed By Blogger Themes - Designed by Johanes Djogan